Ezequiel Ceballos recibió el alta médica luego de la operación por la rotura de ligamentos y volvió a entrenar con el equipo. De a poco, con algunos trabajos diferenciados y otros a la par de sus compañeros, ya no se verá moviéndose sólo por la Villa Deportiva.

En el marco del mal momento deportivo que vive Alvarado, llegó la buena noticia de que “Trapito” hizo fútbol en espacios reducidos y se ilusiona con volver a las canchas de cara a los playoffs.

No hay una fecha exacta ni un partido en el que se pueda asegurar que el “10” se volverá a poner la ropa oficial del club. Pero el primer paso está dado, una recuperación a conciencia, siguiendo todas las indicaciones que le fueron dando el médico y los kinesiólogos, permitieron que ya esté a punto para regresar.

La lesión de Ceballos se produjo el 30 de septiembre y el 12 de octubre se llevó a cabo la operación que lleva poco más de seis meses de recuperación. En ese momento, el enganche aseguró a El Marplatense que era la primera vez que le ocurría una lesión de tal magnitud pero que iba “a ponerle el pecho y darle para adelante”. 

Mirá también:  Eslava: “Jugamos un partido serio, pero nos quedamos sin resto”

El enganche acelera los trabajos con pelota para intentar estar en las mejores condiciones de cara a los playoffs, en un plantel que lo ha extrañado y en el que hace falta un jugador de sus características.

Mientras tanto, Gustavo Gatti y Osvaldo Nartallo continúan con los entrenamientos pensando en el choque del domingo a las 16 ante Defensores de Belgrano en Villa Ramallo. El plantel retornó a las prácticas el martes y este miércoles realizó trabajos físicos con el profesor Julián Picone y otros tácticos con los dos entrenadores, que terminaban en definición.

 


Comentarios

comentarios