17° C
Clear
Clear

Jorge Bergoglio cumple 5 años como Papa Francisco

A cinco años de su asunción como Papa, el 13 de marzo de 2013 por los cardenales electores del Cónclave reunido en la Capilla Sixtina, el pontífice vive una lucha interna con los sectores más conservadores de la iglesia. Él en cambio, tiene confianza en que el proceso abierto con su pontificado sembrará semillas que cosecharán sus sucesores

Por Redacción

martes 13 de marzo, 2018

Francisco cumple en esta jornada cinco años de su asunción como Papa el 13 de marzo de 2013 por los cardenales electores del Cónclave reunido en la Capilla Sixtina. En el marco de este aniversario, continúa en la lucha por imponer  cambios profundos en la Iglesia y pese a tener grandes adversarios y enemigos conservadores y tradicionalistas, no piensa renunciar.

Quiere más que nunca ser “el albañil de las reformas”, como dijo el jesuita Antonio Spadaro, uno de sus principales consejeros. A su vez, Benedicto XVI salió a defenderlo. El papa emérito le envió una carta en la que destaca su formación teológica. Es un gran respaldo ante los adversarios del argentino en la Curia romana. En ella destaca que “es un hombre de profunda formación filosófica y teológica”.

 

Entre sus principales reformas, se destaca su voluntad de permitir que en determinadas situaciones los católicos divorciados y vueltos a casar por el civil, pueden mediante una vía penitencial recuperar los sacramentos perdidos. Son los obispos los encargados de evaluar estas situaciones en sus diócesis.

Según dijo en voz baja un veterano monseñor de la Curia a “Clarín”, ya funciona una coordinación de los conspiradores que ha sido bautizada “la Cábala”, termino que se origina en la mística judía medieval, pero que con los siglos sirve también para evocar un grupo secreto. No todos los adversarios de Bergoglio están en la Cábala, pero sí los que tienen las peores intenciones.

Fomentan un movimiento cismático en la Iglesia, no inmediato pero sí para “cuando llegue el momento”. Temen que si el Señor mantiene al Papa argentino en el trono de San Pedro, en dos años al máximo Bergoglio logrará controlar la estructura íntima del poder en la Iglesia. En los cuatro consistorios que convocó en su pontificado, Francisco creó 49 cardenales. En los consistorios de este año y el próximo la cifra puede pasar de los 60, que son la mitad del colegio de purpurados electores, menores de 80 años. No queda mucho tiempo, sostienen los secuaces de La Cábala.

El Papa sigue los enormes problemas internos de la Iglesia sabiendo que hacer los cambios es una tarea titánica. Pero tiene confianza en que el proceso abierto con su pontificado siembra semillas que cosecharán sus sucesores. Por eso tiene puestas muchas esperanzas en el Sínodo de la Juventud que se realizará en octubre en el Vaticano. Esta asamblea no solo deberá encontrar las vueltas y los cambios para atraer a una fe participada a los protagonistas del mañana.

El lunes 19 de este mes llegará una avanzada de 340 jóvenes de todo el mundo en un presínodo que concluirá con un encuentro con el Papa. Bergoglio quiere también estimular las vocaciones, que escasean en la Iglesia de hoy.

Comentarios