18° C
Clear
Clear

El tiempo de pantalla predispone la adiposidad en los jóvenes

Investigadores de la American Heart Association recomiendan que los niños no pasen frente a dispositivos más de dos horas diarias y sugieren fomentar la práctica de ejercicio físico diario.

Por Gimena Rubolino

martes 4 de septiembre, 2018

Según un documento sobre comportamiento sedentario y obesidad infantil de la American Heart Association (AHA) los niños de entre 8 y 18 años pasan en promedio, más de 7 horas al día frente a las pantallas con fines recreativos.

Aunque la visualización de televisión ha disminuido en las últimas dos décadas, el uso cada vez mayor de teléfonos inteligentes, tabletas y otros dispositivos ha dado como resultado un mayor uso de tiempo total de pantalla.

Muchos niños son sedentarios la mayor parte de sus horas de vigilia, y la mayor parte de este tiempo lo pasan desvinculados de la interacción humana.

A pesar de lagunas de investigación significativas y la heterogeneidad sustancial en los estudios  de observación e intervención, la preponderancia de la evidencia sugiere que el tiempo de pantalla afecta adversamente la adiposidad en los jóvenes.

La AHA advierte que cuando sea posible, todas las actividades basadas en pantalla deben reducirse para mitigar los riesgos. Se debe evitar el consumo pasivo de dispositivos y dejar la televisión encendida en segundo plano para evitar normalizar este comportamiento. Las habitaciones y las comidas deben estar libres de televisores y otros dispositivos recreativos basados en pantallas.

Además, los padres deben ser apoyados para diseñar y hacer cumplir las regulaciones de tiempo de dispositivos apropiados. La Asociación sostiene que el promedio no debe superar las 2 horas diarias.

Los autores señalan que el tiempo de pantalla está relacionado con la adiposidad, una asociación que a menudo permanece después de tener en cuenta la dieta y el  ejercicio.

La asociación resalta la importancia de fomentar enfoques innovadores que promuevan más interacciones cara a cara y más juego al aire libre, aprovechando las redes sociales o realizando cambios estructurales atractivos en los vecindarios.

Comentarios