Impulsan que más playas cuenten con sillas anfibias

La ONG Mar para Todos realiza sillas para que las personas con discapacidad puedan ingresar al mar. En la ciudad, ya funciona en seis playas, pero esperan que haya más en el próximo verano.

Por Redacción

sábado 8 de octubre, 2016

Con el objetivo de lograr un acceso al mar más inclusivo para personas con discapacidad motriz, la ONG “Mar para Todos”, integrada principalmente por guardavidas, comenzó años atrás con un proyecto de realización de sillas anfibias, que hoy están distribuidas en diferentes puntos de la ciudad. Ante la llegada de la próxima temporada de verano, desde la asociación impulsan que más playas cuenten con el servicio.

Las sillas anfibias son asientos especiales para desplazarse por la arena y flotar en el agua, minimizando los riesgos de accidentes fácilmente, que requiere de la presencia de un guardavida supervisor.

“Hay seis playas de la ciudad con sillas anfibias: Luro y la costa – sector en el que funciona la ONG -, en la zona del Unzúe, en una playa de Waikiki y en tres balnearios privados en los que tienen acceso solo los clientes”, explicó Ricardo Colonna, coordinador general de la ONG Mar para Todos en diálogo con El Marplatense.

Para que más personas con discapacidad puedan disfrutar del mar en las playas, desde la ONG cuentan con “un plan para hacer seis bajadas náuticas de estas sillas”. “Estamos dispuestos a hacernos cargo de la fabricación, que podrían ser entre 100 y 200 sillas, y habilitar los espacios necesarios”, continúo el referente de la ONG. En este sentido, señaló que hubo reuniones con la Asociación Mutual de Guardavidas y la Escuela de Guardavidas de Mar del Plata y que hay “temas burocráticos” por resolver.

“Hace cuatro años estamos pidiendo que esto avance, pero calculamos que para esta temporada se van a poder implementar las seis bajadas”, señaló Colonna y mencionó que se realizarían en Playa Grande, Varese, La Perla, Playa Popular, Centro y Chapadmalal.

Además, indicó que “hay una ley provincial que marca como obligatorio que en cada playa haya una silla disponible de uso gratuito”.

“Actualmente contamos con 40 sillas, que se suelen prestar a comodato según la requiera algún balneario o persona, en Mar del plata y la zona”, sostuvo el referente de la organización y detalló que trabajan, entre otras localidades, con Mar Chiquita, Santa Clara y Mar de Cobo.

Para la fabricación de las sillas, la ONG cuenta con el apoyo de los proveedores de materiales que permiten que “tengan un valor menor al que se ofrecen en sitios de Internet”, por lo que se facilita su realización.

La utilización de las sillas anfibias “necesita de un acompañamiento denominado guardavidas supervisor. Es preferible que esta tarea la realicen los guardavidas y no otra persona, porque somos quienes conocemos las condiciones de la playa, sus canaletas, cómo está el mar, las corrientes y ante una eventualidad estamos capacitados para responder”.

Por otra parte, el coordinador de la organización afirmó que es importante que la vía pública esté en buenas condiciones, ya que ellos pueden facilitar la llegada al mar, pero si las veredas o los accesos no son los adecuados, es más difícil el traslado de las personas hacia el sector de playa.

Finalmente, Colonna adelantó que “estamos trabajando en una silla autónoma junto con estudiantes de Diseño Industrial de la Universidad Nacional de Mar del Plata”, para que las personas tengan mayor movilidad en la costa.

 


 

Comentarios