Detalles presupuestarios definen la llegada del Radar Meteorológico

El titular del Centro de Monitoreo, Sergio Andueza, quien está a cargo de las últimas gestiones, informó que están a la espera de fondos previstos para la instalación definitiva de la estructura. Estiman que para abril estaría solucionado, generando que su arribo sea inminente.

Por Redacción

jueves 30 de marzo, 2017

La Municipalidad trabaja en los últimos preparativos para la instalación del Radar Meteorológico, sistema por el cual se brindarán pronósticos a corto y muy corto plazo, con un alcance de 450 KM de vigilancia. Ya con el aval del Instituto de Investigaciones Aplicadas Sociedad del Estado (INVAP) y otras instancias, el Ejecutivo local solo le resta destinar los fondos necesarios para contar con internet y la energía.

Al respecto, en diálogo con El Marplatense, Sergio Andueza, titular del Centro de Monitoreo, dijo: “Hay una ordenanza del 2016 donde dice que el programa SINARAME tenía que encontrar las herramientas para poder afrontar los costos que esto requiere, que básicamente es internet y energía. Por eso estamos tratando de llegar a un acuerdo entre el SIRANAME y la gente de la provincia como para poder cerrar administrativamente de donde se van a sacar los fondos para poder pagar este servicio”. Para el funcionario, “es lo más simple, debido a que hay una cámara subterránea donde se va a poder hacer la fusión de fibra óptica, va a ser donde el radar está instalado lo cual va a optimizar los recursos y no necesariamente hacer un enlace con el COM”.

“Tuvimos tres conversaciones esta semana y la pasada con gente de la provincia y estamos aguardando la confirmación, ya que esto requiere una aceptación de fondos, un tema administrativo”, indicó el referente del Centro de Monitoreo, quien añadió: “Una vez que este todo confirmado hay que solicitar una confirmación exacta de los tiempos de fusión de fibra y de la obra de energía. En principio, si esto se confirma, creería que no hay ningún inconveniente”.

“El radar ya está preparado”, recalcó Andueza, quien amplió: “Esta listo para ser ensamblado, estiman que entre 48 y 72 horas una vez que confirmemos las fechas de servicio de internet y energía ya va a ser trasladado a la ciudad y se va a comenzar con el ensamble y la prueba. Se realizan varias pruebas en el lugar para luego ponerlo en producción”.

Estamos aguardando la aceptación de fondos, para el consumo de servicios mensuales. Una vez que tengamos eso solicitaremos a las empresas que nos confirmen las fechas de alta del servicio”, destacó. La comuna sigue manejando la estimación de abril para la llegada del radar, aunque sus plazos se fueron estirando en los últimos meses.

A su vez, expresó: "Hemos logrado tener la solución en cuanto a la fibra óptica, que era un requerimiento del INVAP, la empresa que hace las conexiones”. “Exigían que sea por cable y no aéreo. Hemos encontrado una empresa que tiene tendido de fibra óptica por la ruta 11, que pasa justo por enfrente del radar. Estamos trabajando en un proyecto de instalación”, explicó.

“En lo que respecta a la energía también hemos avanzado. Ahora estamos en conversación con una directora de riesgos de climatología de la provincia de Buenos Aires para confirmar los fondos necesarios para el consumo de los servicios mensuales que esto requiere”, comentó el funcionario, quien resaltó que “resta cerrar la parte administrativa en cuanto al gasto de consumo”.

“El presupuesto estimativo en relación al consumo de energía que requiere al día de la fecha, es de alrededor de unos 35 mil pesos más impuestos y el de Internet rondaría los 15 mil pesos mensuales. Son los dos valores estimativos. Estamos intentando definir un presupuesto mucho más exacto”, concluyó Andueza.

La conexión a internet estará en el propio radar, ubicado en la Planta de Efluentes Cloacales, frente al Emisario Submarino, donde ya se había realizado una instalación. De esta forma, se evitará posibles problemas con la energía que pueda tener el Centro de Monitoreo, área que, de igual modo, recibirá información vía los cables de fibra que se conectarán con el radar.

El dispositivo, conectado al Servicio Meteorológico Nacional, puede detectar cualquier formación nubosa amplia. Indicaron que “puede captar una tormenta y mandar un aviso más rápido y eficiente de qué tipo de tormenta es, si la nube trae piedra, agua, cuánto trae, etcétera”. “Hoy en día, los radares doble polarización nos pueden decir muchas cosas más y el doppler nos puede dar noción de la velocidad y dirección del viento”, habían señalado desde el Gobierno nacional.

Cuenta con 23 metros de altura y tendrá la virtud de proveer también datos del sur de la Provincia de Buenos Aires y el Litoral Atlántico.

 


Comentarios