Peñarol: “La camada está creciendo y cada vez nos entendemos mejor"

El buen momento de los jóvenes del “Milrayita” en la Liga Junior fue reflejado por el escolta Lucas Gorosterrazú. El equipo lleva ocho victorias consecutivas.

Por Redacción

lunes 22 de mayo, 2017

El equipo de Liga Junior de Peñarol lleva ocho victorias consecutivas, en las que enfrentaron a rivales complicados pero afilaron los detalles para cerrar los partidos. En este marco, el escolta Lucas Gorosterrazú afirmó que “la camada está creciendo y cada vez nos entendemos mejor”.

El último choque fue ante un complicado Racing de Olavarría, que presentó dura batalla en el Domingo Robles a pesar de que el “Milrayita” se puso al frente 25-4 en el primer cuarto. De a poco fueron metiéndose en el partido y limando la distancia para poner en aprietos a los locales, e incluso pasar al frente cuando restaban cuatro minutos. No obstante, el conjunto marplatense terminó ganando 71-69.

"Al comienzo del juego entramos concentrados sabiendo lo que teníamos que hacer y hacia dónde apuntábamos. Nos fuimos al descanso con una buena ventaja pero al regresar entramos con otra cabeza y el rival mejoró sus porcentajes. En el final fue un partido cerrado en el que ellos pasaron al frente en un momento, pero lo supimos cerrar en nuestra cancha", analizó Gorosterrazú, quien en la octava victoria al hilo de los dirigidos por Tomás Sirochinsky aportó 14 puntos y 13 rebotes.

Después de perder en Bahía Blanca con Olimpo en el debut por la Zona Sur 1 del torneo, Peñarol superó dos veces a Kimberley, dos veces al IAE Club, una a 9 de Julio de Bahía, otra a Olimpo y dos a Racing de Olavarría.

"Lo que nos está faltando como equipo es entrenar más duro en la semana y mejorar la oposición entre nosotros. Sabemos que cuando llega el fin de semana vamos a tener un rival duro y no se asemeja mucho a lo que deberíamos hacer en los entrenamientos. Es un punto que podemos cumplirlo pero está pendiente", reconoció el rosarino.

El plantel de Liga Junior 2017 tiene varios jugadores que perdieron la final del Argentino U17 con Atenas y otros que quedaron eliminados con Ferro en la Liga de Desarrollo. Lejos de lamentarse por las caídas, el jugador que promedia 12 puntos en el certamen declaró: "obvio que uno siempre quiere ganar, pero también de las derrotas se aprende y más cuando el equipo sabe que dejó todo para lograrlo. La camada está creciendo y cada vez nos entendemos mejor".

"Me siento cómodo en lo individual, trato de aportar en diferentes aspectos del juego y no solo enfocarme en lanzar de tres puntos. En lo personal creo que me faltan aprender muchas cosas, y como punto principal a mejorar algunas actitudes que tengo conmigo mismo cuando erro algún tiro", contó Gorosterrazú.

 


 

Comentarios