El líder de ISIS podría haber muerto en un bombardeo en Siria

El hecho ocurrió el pasado 28 de mayo, al sur de la ciudad de Raqa, en el lugar donde se reunía la cúpula del grupo yihadista.

Por Redacción

viernes 16 de junio, 2017

El ministerio de Defensa de Rusia informó  de un bombardeo en la ciudad siria de Al Raqa (Siria) a finales de mayo pasado, donde se celebraba una reunión de líderes del grupo ISIS, y está verificando si su jefe, Abu Bakr Al Bagdadi, murió en el ataque.

 

El bombardeo tenía como objetivo una reunión de la cúpula del movimiento yihadista en la que aseguran participaba Al Baghdadi, indicó el ejército en un comunicado citado por medios rusos, en el que señala que se está verificando por “varios canales” si fue eliminado.

El ataque perpetrado el pasado 28 de mayo se produjo a las afueras de Raqa, la ciudad siria que ISIS declaró su capital de facto, cuando los líderes se reunían para discutir su retirada de esta ciudad.

De ser confirmada su muerte (ya que Al Bagdadi ha sido dado por muerto erróneamente en el pasado) sería una importante victoria para Rusia, que opera en Siria en paralelo a la coalición internacional contra ISISI liderada por EEUU, que según indicó un portavoz todavía no han podido verificar.

“No podemos estos reportes en este momento”, señaló el coronel de la Armada estadounidense Ryan S. Dillon, portavoz de la coalición.

Según el comunicado del ministerio de Defensa ruso, el mando del contingente militar que opera en Siria “recibió, a finales de mayo, informaciones sobre la celebración de una reunión de dirigentes de la organización Estado Islámico en la periferia sur de Raqa”.

“La verificación de esas informaciones ha permitido establecer que el objetivo del encuentro era la organización de convoyes de salida para los combatientes de Raqa a través del ‘corredor sur'”, indicó el ejército ruso.

Los combatientes de ISIS afrontan en la ciudad de Raqa, su mayor bastión en Siria, una ofensiva de una alianza kurdo-árabe apoyada por la coalición internacional dirigida por Estados Unidos.

Tras un vuelo de reconocimiento de un dron, cazabombarderos Sukhoi Su-34 y Su-35 atacaron las posiciones yihadistas y el ejército ruso afirma haber matado a varios “altos dirigentes” del ISIS, una “treintena de jefes de guerra y hasta 300 combatientes.

Si efectivamente se comprueba la muerte de Al Bagdadi, sería un gran espaldarazo para Rusia que ha recibido críticas internacionales acusándole de no centrar sus bombardeos en ISIS sino en los rebeldes que se oponen al régimen de Bashar al-Asad, a quien apoya.

Los expertos señalan también la peculiaridad de la participación del Al Bagdadi en una reunión tan multitudinaria puesto que habitualmente tomaba su seguridad muy en serio -ya ha sido objeto de otros ataque- por lo que no solía moverse en grandes grupos.

Fuente: Univisión Noticias


 

Comentarios