4° C
Clear
Clear

Enfermedades respiratorias: hay un 10% menos de internaciones que en 2016

Lo aseguró el titular de la Zona Sanitaria VIII, Mauricio Besteiro, quien destacó los efectos de la vacunación y la prevención. “El que está en circulación es un virus que lo podemos pasar tranquilamente en casa”, remarcó

Por LP

domingo 23 de julio, 2017

El titular de la Zona Sanitaria VIII, Mauricio Besteiro, precisó que hay un 10 por ciento menos de internaciones por enfermedades respiratorias que en 2016. En diálogo con El Marplatense, señaló que la mejoría se debe a la vacunación y a la prevención que ha tomado la población, lo que ha generado un fortalecimiento del sistema inmunológico.

Besteiro, además, remarcó que el virus que está en circulación es menos peligroso que el del año pasado. “Sigue circulando en la ciudad y en la provincia de Buenos Aires el virus de la gripe H2N3, que es la que habitualmente llamamos estacional, con una merma importante en relación con el año pasado. Lo comparamos porque el año pasado empezó tempranamente  la circulación del virus, pero fue H1N1, que es el que a nosotros nos preocupa, por la agresividad que tiene. Si bien los síntomas uno muy parecidos a la gripe estacional, hay que hacer otro tratamiento”, explicó.

Con respecto a las internaciones, Besteiro argumentó la mejoría con cifras. “Hemos tenido sólo dos casos de internación, un adulto y un menor, de H1N1. Hay una menor cantidad de internaciones por patologías respiratorias, tanto bronquiolitis como neumonías y patologías respiratorias bajas. Es un 10% menos que el año pasado. Y también hay una merma de entre un 20 y un 30% en cuanto a las consultas ambulatorias en los hospitales públicos”, remarcó. “Eso quiere decir que, indudablemente, el tema de la vacunación y la prevención es lo que da este efecto, de poder hacer una convivencia de inmunización con los virus, algo que no teníamos antes. Cuánto más cantidad de gente esté vacunada, menos posibilidades tendremos de repiques o que el virus siga como fue el año pasado, más agresivo”.

-¿Cómo se explica la ausencia del virus H1N1?

-Por el estado inmunológico de las personas. El contacto es muy directo, por lo que hay un estado de concientización. En ese sentido, tenemos que agradecerle a a los medios, sobre todo por el tema de las embarazadas, que era lo que nos preocupaba. Tenemos un repunte en la vacunación de embarazadas y una menor cantidad de consultas de embarazadas con problemas de tipo respiratorio. También nos acercamos a la parte privada para incentivar, porque teníamos mas embarazadas vacunadas en el sector público que en el sector privado. Por eso concientizamos a los profesionales en la parte pública, en las salitas periféricas, en las salas de atención primara, para que vacunen a las personas de riesgo. El tema de la vacunación es fundamental. La prevención viene por la cantidad de vacunas, que fueron un 30% más que las del año pasado y los resultados están a la vista. Lo que está en circulación es un virus que lo podemos pasar tranquilamente en casa, sin necesidad de darle el antibiótico que se da para el H1N1

-¿Hay otras enfermedades respiratorias que se están tratando?

-Es la época de las bronquiolitis, que se dan en los chiquitos recién nacidos, hasta 2 años. Es una patología injusta, porque se da en la gente de menores recursos, donde las condiciones habitacionales no son la ideales, donde pasan frio, hay humedad, se llueve…

-¿Qué ocurre con la neumonía?

-No hay tanto como el año pasado. Siempre evaluamos con respecto al año anterior o al 2011 y 2009, que fueron los años de la epidemia.  Estamos bastante mejor posicionados en esa comparación,

-¿Esta es la etapa más crítica del frío o se puede extender?

– Se va a extender. El año pasado hubo una nevisca a partir del 20 de agosto. O sea que hasta fines de agosto estamos en pleno plan de lucha. Para nosotros, el programa de enfermedades respiratorias termina las primeras dos semanas de septiembre. Hasta esa época estaremos preocupados por las inclemencias climáticas y por el frío polar. Olas polares vamos a tener seguramente hasta agosto. Estamos preocupados por el factor climático y creo que tenemos que prestarle cada vez más atención.

Comentarios