21° C
Clear
Clear

Gianella: “Me acostumbré a cuidarme para seguir jugando a esta edad”

El nuevo base de Peñarol explicó que en Europa incorporó los hábitos para mantenerse vigente a los 39 años. Además, valoró a Leonardo Gutiérrez en su función de entrenador: “Se mostró muy claro en los conceptos. Pensé que iba a tener más dudas, pero lo noté muy seguro”.

Por LP

sábado 26 de agosto, 2017

Nicolás Gianella será el conductor dentro de la cancha del Peñarol de Leonardo Gutiérrez. Desde 2009, el cordobés lideró al “Milrayitas” desde su posición de ala pivote y ahora lo hará desde el banco, pero depositó la confianza en un base de experiencia y jerarquía para manejar los hilos del primer equipo que dirige.

No parece fácil conducir a un equipo con Gutiérrez como entrenador. Para estar a la altura de lo que pretende un detallista del básquet, se necesita de alguien como Gianella, un base con ritmo, lectura y agilidad para las transiciones. Tiene 39 años, la misma edad que su nuevo entrenador. Pero luce intacto. “En Europa tomé disciplina con el tema de los cuidados, las comidas y  el descanso. Eso me ayuda a poder seguir jugando con esta edad”, le confesó a El Marplatense.

Al momento de analizar a Gutiérrez en su nueva función, Gianella reconoció haberse sorprendido:“A Leo lo noté muy seguro. Pienso que no debe ser tan fácil pasar de ser jugador a entrenador. Pensé que iba a tener más dudas. Pero lo noto muy claro en los conceptos y la verdad que eso me sorprendió para bien”, remarcó.

-Leo dijo que le gustó que los nacionales no pusieron trabas para venir. ¿Qué fue lo que te sedujo de Peñarol?

-Primero el nombre de Peñarol y segundo que esté Leo. Creo que cualquiera que haya jugado en esta Liga lo respeta muchísimo. Sabemos lo que significa para la Liga. También venir a un equipo de esta magnitud, en este momento de mi carrera, es un desafío. Lo tomo con mucha responsabilidad. Estoy tratando de trabajar muy duro para rendir de la mejor manera.

-Venís de una temporada difícil en Boca, ¿cómo absorbiste todo lo que pasó?

-Yo creo que en esta Liga, una mala primera ronda te condena. A mí me tocó llegar tarde al equipo y los refuerzos fueron llegando tarde. Creo que recién al final de La Liga conformamos un equipo bueno, pero ya era muy tarde. Por suerte se pudo mantener la categoría, que era lo más importante.

-Al conocer a tus nuevos compañeros, ¿ya imaginaste los movimientos del equipo y cómo le vas a pasar la bola a cada jugador?

-Sí, a medida que uno se va conociendo y con los sistemas de juego que vamos tirando en cancha, uno se va imaginando un poco las opciones. Falta que llegue los americanos, quevan a ser importantes, porque son tres. Pero uno ya se va imaginando lo que va a ser el juego.

-¿Cómo creés que va a ser el juego del equipo?

-Lo que Leo pretende es que defendamos muy duro. Va a ser mucho hincapié en la defensa, de hecho estamos trabajando mucho en esa parte durante esta pretemporada. Y creo que en ataque nos va a dar bastante libertad. Creo que esas van a ser las características.

-Leo Gutiérrez dijo que se iba a apoyar mucho en lo que aprendió de Rubén Magnano, Julio Lamas y Sergio Hernández. Vos tuviste como entrenador a “Oveja”, ¿ves alguna característica similar?

-Sí, el tema de defender duro y correr la cancha creo que son cosas que definen mucho a Sergio.ALamas y a Rubén no tuve la suerte de tenerlos, pero creo que son entrenadores que trabajan duro, que no se relajan en ningún momento. Lo que vi en estos primeros días de Leo es eso, que va a tratar de exigirnos al máximo y no va a bajar la vara en ningún momento.

-La dirigencia valoró tu llegada por lo que podés aportar a los bases más jóvenes, como Juan Ignacio Marcos, Joaquín Valinotti y Nicolás Zurschmitten. ¿Cuál creés que va a ser tu aporte en ese sentido?

-Creo que una de las causas de mi fichaje es esa. Soy un jugador con experiencia, que les puede aportar cosas a los más jóvenes. A Nico ya lo conocía de haberlo enfrentado, pero a “Juani”y a Joaquín no los conocía y me llevé una sorpresa muy grande, Uno va a tratar, en la medida que pueda, de aportarles lo que sea. Me gusta  mucho hablar con los jóvenes y espero dejarles algo.

-Hubo una coincidencia general en que la temporada pasada fue muy larga. ¿Cómo evaluás el nuevo calendario, con la inclusión del Súper 20?

-La Liga pasada fue una paliza, es insólito que una Liga sea tan larga. Fue muy desgastante física y mentalmente.  Lo del Súper 20 lo veo bien. Esperemos que este cambio sirva, aunque lo comprobaremos cuando tengamos la experiencia.

-¿Imaginás los clásicos con Quilmes? ¿Ya te dijeron cómo se vive ese partido?

-Sí, ya sé lo que es. Uno de mis mejores amigos del básquet es Federico Marín, que jugó en Quilmes. Sé la rivalidad que hay y lo que significa para los clubes ganarlo. Es un partido importante, un duelo aparte, que tenemos que saber lo que significa para el club y para la gente.

“YA NO SE LLEGA A LA PRETEMPORADA DESPUÉS DE HABER COMIDO ASADO DURANTE TODO EL RECESO”

-Ya no sorprende ver a jugadores de más de 35 años en actividad. ¿Qué cambió para que se estire la carrera de un jugador?

-Creo que cambió mucho el tema del cuidado. A la pretemporada, ya no se llega después de comer asado todo el receso. Ahora la gente viene más preparada, en otro tono. Algunos se empezaron a cuidar un poco más de grandes, pero en mi caso tuve la suerte de que, al estar en Europa, me acostumbré y tomé disciplina con el tema de los cuidados, las comidas y  el descanso. Eso me ayuda a poder seguir jugando con esta edad.

-¿Qué objetivos tenés para esta temporada?

-Primero el objetivo es consolidarse como equipo, hacerse sólido, hacerse fuerte de local. Todavía faltan los tres americanos, pero creo que el trabajo va a dar sus frutos.

-¿Qué busca un jugador de tu edad al comienzo de cada Liga?

-Lo primero, que te respete el físico. Trato de cuidarme y descansar bien, porque a esta altura hay que estar siempre más atento que en otro momento, porque el cuerpo pasa factura. Y después como uno no sabe si va a ser la última, tratar de disfrutar un poco más. Lo tomo con mucha responsabilidad y eso no me permite disfrutar tanto como me gustaría. A veces estoy un poco tensionado y pensando en lo que es el año. Me gustaría lograr un equilibrio entre la responsabilidad, la tensión y el disfrute.

-¿Te cuesta relajarte durante el juego?

-Me cuesta la previa, toda mi carrera me costó mucho. Pero una vez que arranca el partido, lo disfruto mucho.

 

 

Comentarios