La justicia rechazó dos pedidos de Cristina Kirchner

Fueron dos rechazos de la Cámara de Casación a pedidos que había presentado la ex presidenta. En uno, apuntaba a un embargo millonario. En otro, a un funcionario de la Unidad Antilavado (UIF). Los jueces consideraron que no existe el “agravio” aducido por la defensa y que no hay “arbitrariedad” en la confirmación del procesamiento contra Cristina.

Por Redacción

martes 9 de enero, 2018

La ex presidenta Cristina Kirchner sufrió un doble revés judicial. Fueron dos rechazos de la Cámara de Casación a pedidos que había presentado la ex presidenta. En uno, apuntaba a un embargo millonario. En otro, a un funcionario de la Unidad Antilavado (UIF).

Por un lado, su defensa, a cargo de Carlos Beraldi, había presentado un recurso extraordinario ante la Cámara Federal de Casación, el máximo tribunal en el fuero penal, para que se revierta el embargo millonario que le trabaron en la causa donde se la procesó por ser jefa de una asociación ilícita al favorecer a Lázaro Báez con el direccionamiento de la obra pública. Ahora, sólo le resta ir en queja ante la Corte Suprema de Justicia. Pero además se le rechazó un pedido para que sea imputado el titular de la Unidad de Investigación Financiera (UIF) Mariano Federici.

La Cámara de Casación había confirmado en noviembre el embargo contra Cristina Kirchner por $ 10.000 millones que el juez Julián Ercolini le trabó en el marco de la investigación por el direccionamiento de la obra pública vial a favor del Grupo Austral: Báez recibió 52 contratos por $ 46.000 millones, pero la mitad de esas obras quedaron inconclusas. El agravante es que cobró todo con un sobreprecio promedio del 65%.

En su momento, la Sala IV de Casación integrada por los jueces Gustavo Hornos y Mariano Hernán Borinsky, rechazó una presentación que hizo la defensa de la ex Presidenta. Los jueces consideraron que no existe el “agravio” aducido por la defensa y que no hay “arbitrariedad” en la confirmación del procesamiento contra Cristina.

La senadora volvió a reclamar por el embargo millonario sobre su patrimonio. “El mismo resulta exorbitante y estamos en presencia de un caso de gravedad institucional”, señaló la defensa en el recurso extraordinario ante la Casación.

El fiscal general ante la Cámara, Gabriel Pérez Barberá, consideró que el reclamo “es improcedente”, ya que “no se advierten los causales de arbitrariedad invocadas” para autorizar la vía extraordinaria., destacó Clarín.

Comentarios