Útiles escolares: compras mayoristas y sólo lo que pide la lista

Este 2018 se da una nueva tendencia en la ciudad en donde muchas personas de la zona compran al por mayor para después revender los útiles por internet, según aseguró el referente de la Cámara Argentina de Librerías, Papelerías y Afines, Alfredo Galesio Kostzer. Además, los padres marplatenses compran “estrictamente” lo que piden desde la escuela.

Por Redacción

lunes 19 de febrero, 2018

A la hora de comprar los útiles para el colegio, los padres, como es habitual, buscan precios, recorren librerías y muchos forman grupos y realizan compras mayoristas. Sumado a esto, en este 2018 se está dando la tendencia que algunas personas de localidades de la zona compran en Mar del Plata y revenden por internet.

“Primero hay que decir que las compras escolares en Mar del Plata arrancan antes que en otros lugares del país”, sostuvo en diálogo con El Marplatense el referente local de la Cámara Argentina de Librerías, Papelerías y Afines (Calpla), quien también es dueño de una librería ubicada en la avenida Luro y La Rioja, Alfredo Galesio Kostzer.

En esta línea, aseguró que en enero y el último fin de semana largo  “hubo una fuerte clientela del interior que hacen una compra integral más fuerte que el local como para llegar a sus localidades y ya tener para todo el año”.

“Eso es una diferencia importante porque al ser un polo turístico y una ciudad grande, Mar del Plata recibe más turismo regional, vienen de la zona, y como no tienen referentes tan grandes en sus localidades hacen una compra fuerte”, manifestó.

Un fenómeno que se está dando en la ciudad es que muchas personas consultan para comprar al por mayor y luego revenderlo por internet. “Es otra tendencia nueva que se generó más este año. Compran y le aplican un margen, pero no mucho”, explicó Kostzer.

“Después el cliente local hace una compra más abocada a las listas de la escuela, si piden tres fibrones, compran tres fibrones. Compran estrictamente lo que les piden en la escuela, o van esperando que lo vayan pidiendo”, aseguró el propietario de la librería Luro.

Además, algunos padres se juntan para hacer las compras y así obtienen importantes descuentos. “Los papás piden presupuesto, luego lo comparten por WhatsApp y se ponen de acuerdo para la compra integral ahorrando mucho dinero”, apuntó el comerciante.

Comentarios