La UNMDP analiza la posibilidad de abrir la carrera de Farmacia

Se lo confirmó a El Marplatense Luis Del Río, el decano de la facultad de Ciencias Exactas de la universidad.

Por Redacción

domingo 20 de enero, 2019

Las autoridades de la Universidad Nacional de Mar del Plata (UNMDP) analizan ampliar aún más la amplia oferta académica que se tiene a la fecha para poder incorporar a futuro la carrera de Farmacia, después del impulso que generó el convenio con la Agencia Nacional de Laboratorios Públicos (ANLAP) para contar con un espacio propio en la ciudad de producción de medicamentos.

La llegada de la carrera, que ya comenzó a gestionarse a lo largo del año pasado, se enmarcaría dentro de la Facultad de Ciencias Exactas y Naturales, que hoy cuenta con orientaciones diversas como bioquímica, química, biología, matemática y física.

Luis Del Río, el decano de la unidad académica, fue quien le confirmó a El Marplatense la novedad: “A partir de la base de la estructura que tenemos, nos pareció conveniente empezar a considerar la posibilidad de abrir una carrera nueva que estuviera vinculada a la producción de medicamentos y farmacias“.

Para poder materializar esta iniciativa, se conformó una comisión evaluadora y asesora con la participación de distintos actores para profundizar el análisis de esta posibilidad. Ya hubo diferentes reuniones en ese marco, pero aún hay más a la vista: en este mes, por lo pronto, están pactados otros cónclaves con integrantes de la ANLAP y el Colegio de Farmacéuticos.

“Docentes investigadores de mucho prestigio, como Cristina Ramírez o Luciana Barbini, consideraron que es una posibilidad que no está lejos de nuestro alcance. Obviamente, los recursos que tenemos en al actualidad serían insuficientes pero un proyecto de tal envergadura se podría desarrollar con los aportes necesarios”, afirmó.

De surgir una conclusión favorable en la comisión, después se deberán hacer la evaluaciones correspondientes por parte del Consejo Académico de la facultad y el Consejo Superior de la UNDMP. Una vez aprobado el proyecto en ambas instancias, la palabra final la tendrán las autoridades ministeriales. “Si esto uno lo piensa de la manera más favorable posible, nos podría llevar dos años como mínimo poder materializarlo”, estimó.

Comentarios