Cuaderno de las coimas

Procesaron a Todisco, Ortiz Municoy, Parolari y Danza por lavado

El juez federal Claudio Bonadio decidió procesar a los cuatro empresarios marplatenses por las maniobras ilícitas para blanquear más de 70 millones de dólares provenientes del pago de sobornos. Además, les trabó millonarios embargos.

Por Redacción

viernes 8 de febrero, 2019

Los empresarios marplatenses Sergio Todisco, Elizabeth Ortiz Municoy, Osvaldo Parolari y Marcelo Danza fueron procesados este jueves por el juez federal Claudio Bonadio como partícipes de maniobras de lavado de dinero por más de 70 millones de dólares provenientes de un aceitado circuito de pago de sobornos a cambio de contratos de obra pública durante los gobiernos kirchneristas que se investiga en la causa de los cuadernos de las coimas.

Bonadio también procesó como partícipes de maniobras de lavado de dinero a Carolina Pochetti –la viuda de Daniel Muñoz, ex secretario de Néstor Kirchner – al intermediario de operaciones Carlos Cortez; al matrimonio Peral Puente Resendez y Carlos Gellert (primo de Pochetti), al ahora pretenso arrepentido y ex contador de Cristina Kirchner, Víctor Manzanares, y a otros empresarios que intervinieron en la adquisición de propiedades, como Sergio Dorf. También a Juan Manuel Campillo (ex secretario de Hacienda de Santa Cruz) y su sobrino Gastón Campillo.

Además, el juez extrajo testimonios y envió a sorteo para que sea investigada en otro juzgado la afirmación de Pochetti respecto al supuesto pago de una coima multimillonaria al juez federal Luis Rodríguez para beneficiar a todo su entorno en una causa por enriquecimiento ilícito. Esta grave acusación también habría sido ratificada por Ortiz Municoy. El sorteo recayó en el mismo juzgado de Bonadio, que si no se excusa deberá investigar a su colega Rodríguez.

Excepto Parolari, cuyas excarcelación fue aceptada por Bonadio, todos los procesados seguirán presos y se les trabaron embargos que van de los 1000 a los 3000 millones de pesos. Los únicos que mantendrán su libertad son los que ya habían sido excarcelados, como Todisco, Ortiz Municoy y Campillo.

Respecto a Manzanares, además de procesarlo Bonadio le dictó la prisión preventiva, y el lunes decidiría si lo acepta o no como imputado colaborador tras su extensa -y al parecer jugosa- declaración ante el fiscal Stornelli.

Además, se investiga a Antonio Gugino, Rubén y Leonardo Llaneza (dueños de una cadena farmacéutica en Santa Cruz), Elba Municoy y Mauro Profético, quienes quedaron acusados en el expediente.

La acusación formal sobre todos es la de haber “realizado diferentes transacciones comerciales entre las que se destaca la constitución de empresas y la compra de inmuebles a nombre de estas, operaciones que no se condicen con la capacidad económica de aquellos”. Según Clarín, se sospecha que la plata podría ser en realidad de los Kirchner.

El juez de la causa entendió que parte del dinero proveniente de los ilícitos perpetrados por la asociación ilícita y que, según la causa de los cuadernos de las coimas fueron recibidos por Muñoz, se puso en circulación en el mercado, con el fin de aparentar un origen lícito.

En esta causa, el juez Bonadio aceptó como “arrepentida” a Pochetti quien acusó al juez Luis Rodríguez de haber recibido coimas por parte de Muñoz para no investigarlo. Por otro lado, pese a ser aceptada como imputada colaborador la viuda del ex secretario de Néstor Kirchner continuará detenida. En su resolución, el juez no usó la transcripción completa de la declaración de Pochetti, de la cual sólo incorporó algunos párrafos.

Comentarios