Demolieron una losa abandonada en la que pernoctaba una familia

En un operativo conjunto de diferentes entes municipales, se trasladó a los habitantes de la precaria construcción del barrio Las Canteras hasta el parador de Laguna de los Padres. Se decretó el desalojo y la demolición porque había "peligro de derrumbe".

Por Redacción

jueves 14 de febrero, 2019

La Municipalidad de General Pueyrredon, a través de un operativo conjunto entre diferentes áreas, realizó este jueves un operativo integral en una losa abandonada ubicada en el barrio Las Canteras en la que pernoctaba una familia.

A partir de un relevamiento de diferentes áreas municipales -EMSUR, Inspección General, Seguridad, Secretaría de Legal y Técnica, Desarrollo Social, Salud y Obras Privadas-, se constató que el espacio no contaba con las condiciones mínimas de habitabilidad, por lo que se trasladó a sus moradores a un parador municipal y se procedió a la demolición de la loza a cargo de su propietario.

En este marco, el subsecretario de Seguridad, Marcelo Lencina, explicó que “tuvimos que retirar gente que estaba pernoctando en una losa totalmente vulnerable que estaba a punto de caerse". "Luego de un relevamiento del área de infraestructura, acudimos con diferentes áreas municipales con una directiva del Intendente y pudimos llevar a esta familia en una camioneta a un parador”, agregó.

“Esto surge a través de las inspecciones que hace la Comuna y diferentes denuncias de los vecinos que llevaron al Intendente a decidir verificar el lugar y, en consecuencia, derribarlo”, sostuvo.

Por su parte, el subsecretario de Legal y Técnica, Gustavo Gil de Muro, destacó que "se hizo una tarea preventiva de la mano de los asistentes sociales".

"Habiéndose constatado hace 15 días que estaba agravado el deterioro de la estructura y que no tenía ninguna condición de habitabilidad, se dictó un decreto por parte del Intendente municipal donde se dispone el desalojo del lugar por cuestiones de seguridad pública y personal de los que habitaban en el lugar por el peligro de derrumbe y posterior demolición, siendo esto último tarea a cargo del propietario”, manifestó.

Además, Gil de Muro explicó que “la familia que estaba habitando en condiciones indignas e inhumanas en ese lugar fue trasladada al parador municipal ubicado en la Laguna de los Padres". "Se hizo un relevamiento por parte de las asistentes sociales del equipo tanto de Niñez como de Desarrollo Social, y hoy la gente ya está instalada en la laguna con sus pertenencias. Y con costo y cargo del propietario de las tierras se comenzó con las tareas de demolición y limpieza de todo el lugar”, concluyó.

Comentarios