Francisco Rago: “Me emociona y quiero que Alvarado llegue a la B Nacional”

El reconocido arquero, que jugó la recordada final por el ascenso frente a Arsenal de Sarandí, palpitó el encuentro de este domingo e hizo un repaso del polémico partido que se jugó hace 27 años en el Estadio San Martín.

Por Redacción

domingo 23 de junio, 2019

Pasaron 27 años para que Alvarado vuelva a tener esta chance. En aquella oportunidad no se dio. Desde entonces se habla de arbitrajes polémicos y pormenores que sacan de las casillas a Francisco Rago. Cosas que se dijeron, imposibles de comprobar y que atentaron y atentan contra la honestidad de todo un plantel.

Uno de los emblemas del “Torito” por entonces conversó con El Marplatense sobre aquel partido y el que se viene. Y no pudo obviar su respeto y cariño hacia el club y sus hinchas.

– ¿Por qué hubo que esperar 27 años para esta posibilidad?

– No sé si tiene que ver con qué se hizo bien o qué se hizo mal. Son torneos muy difíciles, con viajes muy largos, frente a rivales que no conocés tanto y canchas complicadas. En nuestra época eran Regionales, con muchos partidos. Primero ante rivales de por acá cerca y después, de más lejos, donde la localía se sentía mucho más, tanto para el rival como para el referí. Alvarado, como otros equipos, en lugar de mantener una base de jugadores tras llegar a una instancia importante hizo una sangría muy importante y no se mantuvo un plantel o un técnico de un año a otro, y hay que empezar otra vez. Eso a la larga, perjudica.

Respecto al partido que se pierde en el Estadio San Martín, en 1992 frente a Arsenal tras el empate en la ida 2 a 2, “Pancho” Rago recordó cada detalle de esa serie. “Nos tocó jugar una final con un equipo que era el caballo del comisario, con todo lo que eso implica. Nos empatan sobre la hora en Sarandí, con un gol totalmente ilícito por una falta tremenda de Larramendi sobre el “Vasco” Solaberrieta, que el árbitro Martínez hizo la vista gorda. Y acá nos tocó Olivetto, que se hizo famoso por nosotros, cuando lo había dirigido más de 40 partidos a Arsenal. Entonces el trato de este señor hacia nosotros era de una manera y hacia ellos, de otra. No le podíamos ni hablar, nos sobró y, si un referí te quiere perjudicar, no necesariamente te va a cobrar un penal en contra; tranquilamente te puede sacar de un partido cobrando en favor del rival en jugadas divididas, incluso en laterales. Y eso hizo este tipo, por ejemplo con una patada terrible que le dieron a Diego Montina que le rompió la media y no cobró nada”, explicó el ex arquero.

Y continuó con su clásica verborragia: “¿Por qué uno habla después de 27 años? Porque también se hablan pelotudeces, que jugamos a menos y me cansé. Cuando perdés sos un desastre y cuando ganás sos el mejor. Todo eso que se dijo me dolió porque tengo familia. Y te aclaro una cosa, es muy poquita la gente que rompe las bolas con que algunos jugadores nos vendimos. Es doloroso para todo un plantel que dejó muchas cosas para llevar a Alvarado hasta donde llegó. Dicen que el que calla, otorga y yo no voy a otorgar nunca, porque tengo 14 Regionales y algo bueno habré hecho. Mido un metro veinte y jugué 27 años. Más allá de las cualidades que uno tenga, me considero una persona honesta”.

En relación a la gran expectativa que hay, Rago sostuvo que “me emociona y quiero que Alvarado llegue a la B Nacional. No me sorprende que la cancha se complete como se va a completar. He vivido cosas hermosas con la gente. Es un hincha muy fiel, que acompaña y alienta como ninguna. El que ha estado en Alvarado, sabe lo que se siente”.

Y sobre el plantel, argumentó que “lo veo muy bien, convencido, ante un rival que juega muy bien. Espero que la gente no se ponga ansiosa y se lo trasmita al jugador, aunque creo que estos chicos están muy bien. El hincha de Alvarado es pura pasión, corazón y sangre. Soy el hincha número 1 para que ascienda porque se lo merece por la gente, el cuerpo técnico, el plantel y los dirigentes”.

Comentarios