Basado en la crueldad, abogado de víctimas pidió 50 años de condena para Viglione y Larsen

Julio Razona solicitó la pena máxima posible para los estafadores fundamentando la inescrupulosidad de los autores hacia los damnificados. Además, exigió la prisión efectiva de Larsen por expectativa de sentencia.

Por Redacción

lunes 1 de julio, 2019

El juicio al falso asesor económico Daniel Viglione tuvo una importante jornada este lunes, en la cual la fiscalía pidió nueve años y cuatro meses de prisión por estafas. Asimismo, pidió cuatro años y ocho meses para María Larsen, quien fuera su socia.

El pedido del fiscal David Bruna consideró esta pena por estafas millonarias, comprobadas en 74 casos. El economista continuará detenido por este delito, mientras que Larsen llegará al dictamen de la condena en libertad, pero con la precaución de que no pueda salir del país.

No obstante, Julio Razona fue contundente en el pedido de 50 años para cada uno de los imputados al solicitar cinco años de condena por cada una de las víctimas que defendió. El alegato, entre los que se destacan el método de engaño, se basó en la crueldad al aprovecharse de gente mayor, inexperta en cuestiones financieras. De hecho, cuanto menor era el conocimiento de la víctima, mayor era el porcentaje de “intereses en dólares”.

Basándose en el artículo 55 del Código Penal (suma aritmética de las penas, que no puede exceder los 50 años), Razona solicitó que se condene a los acusados, Daniel Viglione, como autor material de 44 hechos y, A María Larsen como autora material de un hecho y partícipe necesaria de 33 estafas. Asimismo, por esta última pidió la detención inmediata.

La causa contempló un total de 87 hechos denunciados por las personas que resultaron víctimas de las maniobras fraudulentas, quienes habían solicitado asesoramiento para invertir en mercados extranjeros.

El asesor económico Daniel Viglione cayó detenido a principios de noviembre de 2016 cuando se hospedaba en un hotel de Mendoza, después de haber permanecido durante varios días como prófugo de la Justicia.

Comentarios