Un marplatense tuvo problemas con Interpol porque sus hijos subían fotos con su celular

El abogado Germán Vera Tapia dialogó con El Marplatense sobre los peligros que se pueden generar por subir, a propósito o por accidente, fotos de menores a Internet. Expuso un caso real que involucró a la policía internacional.

Por Redacción

lunes 22 de julio, 2019

Con la tecnología avanzando a pasos rápidos y convirtiéndose cada vez más en compañera de la vida corriente, que los padres les presten sus celulares a sus hijos menores de edad no parecería ser un hecho inusual ni peligroso. Sin embargo, tal como lo demostró el abogado Germán Vera Tapia en diálogo con El Marplatense, puede ser el causante de problemas internacionales que involucren al Interpol y que culminen, casi, con una causa por pornografía infantil.

Vera Tapia es un profesional que pertenece al InfoLab, el Laboratorio de Investigación y Desarrollo de Tecnología en Informática Forense. Recientemente, brindó una charla titulada “¡Alerta! Menores sueltos en Internet, ¿qué hacer para proteger a nuestros hijos en el mundo virtual?” en el Teatro Tronador. En ella, comentó el caso de un profesional marplatense que, como muchos otros padres, dejaba que sus hijos menores de edad jugaran con su celular.

Un juego inocente para los niños, tal como sacarse fotos sin ropa, causó un alerta en la Interpol. Como el dispositivo estaba conectado a internet, las fotografías se subían solas a la red por medio de Google Drive, lo que elevó un aviso en Estados Unidos, que luego fue comunicado al Ministerio Público de la ciudad de Buenos Aires. Por medio de la dirección IP, y gracias al convenio de la Red 24/7 que establece un protocolo de intervención inmediata en casos de pornografía infantil, se descubrió la dirección del involucrado e intervinieron las autoridades.

El caso no pasó a mayores porque se pudo demostrar la inocencia del acusado, pero igualmente se generó un reporte en los Estados Unidos y el hombre casi fue procesado. Por esas razones, Vera Tapia insiste en que la precaución y los controles son la mejor manera de evitar cualquier problema legal a nivel mundial.

“Las recomendaciones son las mismas de siempre: tener contraseñas seguras, que no sean indicativas de la dirección de la casa o del nombre de los hijos”, explicó el abogado. Para eso, sugirió utilizar combinaciones de mayúsculas, minúsculas y números. “Otra cosa peligrosa es compartir la contraseña del wifi de los hogares y los negocios, porque cualquier persona que comparta algún contenido no apto va a generar un reporte y al menos va a tener que surgir un allanamiento”, agregó.

Por último, Vera Tapia pidió aumentar la atención que se tiene con los hijos. “Hay que tener mucho control de lo que hacen los niños y adolescentes con los teléfonos celulares, porque el riesgo más grande es el descontrol que se puede generar con un Smartphone”, concluyó.

Comentarios