Cambio de época: cierran un albergue transitorio para transformarlo en un complejo de viviendas

Se trata de Herodes, ubicado en la zona sur de Mar del Plata. Se pretende reconvertir el sitio en un predio con 32 viviendas. El intendente Arroyo elevó el proyecto de ordenanza al Concejo Deliberante.

Por Redacción

viernes 20 de septiembre, 2019

Por Carlos Walker

Albergue transitorio, telo, amueblado, motel, posada, hotel alojamiento, son algunos de los eufemismos que se utilizan para nombrar a los cuartos rentados por horas para ejercer la intimidad.

Están abiertos las 24 horas, los 365 días del año, pero la rentabilidad es cada vez menor y la crisis tocó sus puertas. Producto de los tarifazos y del bajo poder adquisitivo, los albergues transitorios atraviesan una complicada situación en el distrito de General Pueyrredon. Algunos ya avanzan en reconvertirse en emprendimientos inmobiliarios.

Esta semana, el intendente Carlos Arroyo elevó un proyecto de ordenanza al Concejo Deliberante con el objetivo de autorizar por excepción a la empresa Aldemac SA a cambiar el uso de suelo de “hotel por horas” a “vivienda multifamiliar”, en el predio sito en la avenida Doctor Norberto Oscar Centeno (exavenida Antártida Argentina) Nº 3550.

Desde hace más de dos décadas siempre ha funcionado el hotel alojamiento, Herodes, en ese sitio. El predio se localiza en un sector urbano identificado como Área Urbana del Territorio Interior Uno (UTI1), destinado a uso residencial dominante de radicación de población permanente al sur de Mar del Plata.

A través de la ordenanza Nº 17318, sancionada el 9 de marzo de 2006, se afectó el predio al distrito Equipamiento Específico (Ee) y se fijaron normas particulares referidas al uso, ocupación y subdivisión.

Según se refleja en el expediente, al cual El Marplatense tuvo acceso, la nueva propuesta presentada pretende cambiar el destino del edificio de “hotel por horas” a “vivienda multifamiliar”.

“El proyecto, destinado a vivienda multifamiliar de 1 y 2 dormitorios, con perímetro libre, no presenta aéreas de soleamiento que se vean afectadas por la implementación del mismo. Cada unidad poseerá el modulo de estacionamiento individual, conservándose la adecuación arquitectónica y paisajística exigida oportunamente”, se remarca en la documentación.

Y se subraya que “se mantienen las mismas condiciones estructurales, no alterándose la volumetría existente, tratándose sólo de cambios internos en la planta baja y en la planta alta del edificio. En la planta baja en donde funcionaba una unidad de cochera por cada habitación, se reemplazó por el estar –comedor, cocina y toilette. Por lo tanto serán 32 baños y cocinas con sus respectivas instalaciones”.

“También en planta baja, se plantea la demolición de tabiques para ampliar ambientes. Se propone la demolición de una escalera por cada dos garages que se unifican. En planta alta se mantienen las habitaciones y en el pasillo interno existente se plantean divisiones a realizarse en mampostería para el armado de vestidores. Se propone la construcción de cocheras descubiertas y de quincho y además la provisión de nuevos medidores de gas y la redistribución de agua y red eléctrica”, se puntualiza en el expediente.

Al parecer la crisis económica afecta a todos, y los albergues transitorios no son una excepción. Cierran por la falta de clientes y por las presiones del mercado inmobiliario.

Pese a todo, existen cerca de 600 hoteles alojamientos en el país, de los cuales 350 están en el conurbano y 140 en la Ciudad de Buenos Aires; el resto están en el interior de la Argentina.

Al estar abiertos las 24 horas, dan trabajo a 9000 personas en forma directa. Cada cierre representa la pérdida de 15 puestos directos y hay que multiplicar por cinco los indirectos.

Comentarios