Incendios en Australia: "El futuro tiene olor a humo y el humo llegó a Argentina"

Pedro Belloni es un periodista que se encuentra radicado en Bairnsdale, una de las regiones que está en peligro por las llamas. En diálogo con CNN Radio Mar del Plata, comentó cómo se vive este evento en primera persona y pidió tomar consciencia. "Si esto es por la crisis, hay que creer que podemos cambiar la manera en la que consume", dijo. 

Por Redacción

sábado 18 de enero, 2020

Los incendios que desde septiembre azotan distintos sectores de Australia no parecen ceder en su intensidad, causando la evacuación de miles de personas y la pérdida de importantes territorios verdes. En ese contexto, un periodista argentino radicado en el país comentó cómo se vive la situación y pidió tomar consciencia. "El futuro tiene olor a humo y el humo llegó a Argentina", dijo.

Se trata de Pedro Belloni, quien reside en Bairnsdale y es oriundo de la provincia de Buenos Aires. En diálogo con CNN Radio Mar del Plata, expresó: "Vinimos a zonas afectadas, recorrimos la parte que podíamos y es  terrorífica la cantidad de hectáreas quemadas, de fallecidos, y los daños en la flora y fauna. "Son números sin precedentes para Australia", agregó.

"Es impactante cuando se puede dimensionar lo que pasa, van a pasar semanas hasta que se pueda restablecer una vida normal", siguió. Las cifras que se manejan son cerca de 10 millones de hectáreas, aunque podrían ser más. "La prioridad no es contabilizar, sino mantener a la gente a salvo", contó.

A modo de comparación, destacó que la cantidad de territorio afectado equivaldría a dos tercios de la provincia de Buenos Aires. "En número netos los bomberos hablan de 12 o 13 millones de hectáreas, el incendio atraviesa ciudades, es como tres veces la provincia de Tucumán", dijo.

A pesar de que todos los años se desatan incendios en Australia, el de este año sobrepasó los anteriores. "La calle está vacía, hay un gran impacto económico y mucha preocupación, dicen que el fuego va a seguir hasta que termine el verano", comentó.

"Hay aguas dividas entre si esto es o no la crisis climática, pero hay que creer que podemos cambiar la manera del consumo en general y ver si es una opción", concluyó.

Comentarios