La Corte Suprema dispuso la feria judicial hasta fin de mes

Lo hizo este viernes, luego de los anuncios del presidente de la Nación Alberto Fernández y en el marco de la pandemia por el coronavirus. Se garantizará una atención reducida para casos excepcionales y urgentes. 

Por Redacción

viernes 20 de marzo, 2020

La Corte Suprema de Justicia decretó este viernes la feria judicial hasta fin de marzo, luego del anuncio de cuarentena obligatoria efectuado por el presidente de la Nación Alberto Fernández en el marco de la pandemia por el coronavirus.

La decisión fue tomada por el tribunal integrado por el titular de la Corte, Carlos Rosenkrantz , su colega Horacio Rosatti , personal de la vocalía de Elena Highton de Nolasco -en comunicación online con la jueza- y en contacto con Juan Carlos Maqueda. Los juzgados de guardia quedarán exceptuados y se brindará una atención reducida en personal y horarios.

En uno de los dictámentes a los que El Marplatense tuvo acceso, los jueces estipularon que se deberá "establecer el horario de atención al público para los tribunales de feria de lunes viernes desde las 09:30 hasta las 13:30 horas". Asimismo, "el personal que preste funciones durante la feria judicial deberá acreditarlo mediante certificación otorgada por los secretarios de feria".

Por otra parte, el comunicado oficial expresa: "Por las razones de salud pública referidas atento lo dispuesto en el Decreto de Necesidad Urgencia 297/2020, respecto de todos los tribunales federales nacionales demás dependencias que integran este Poder Judicial de la Nación, desde el 20 al 31 de marzo inclusive, la que, eventualmente, se extenderá por el por igual plazo que el que Poder Ejecutivo Nacional pudiera disponer su prórroga".

Por su parte, aquellos tribunales o magistrados cuyas actividades "no admitan demora" o que de no practicarse causen un "perjuicio irreparable" podrán "implementar las guardias o turnos que fueren indispensables de acuerdo con las necesidades de los fueros jurisdicciones que de ellas dependan". Se cuidarán aspectos penales (como de privación de la libertad, delitos contra la integridad sexual o migratorios) y no penales (como asuntos de familia, resguardo de menores y violencia de género). Para los casos de género se dispondrá una dotación de personal especializada.

 

Comentarios