Los agentes de salud son los más afectados por la pandemia en la Provincia

El coronavirus se propaga entre trabajadores de la salud, policías y penitenciarios, quienes en muchos casos son los primeros contagios de sus distritos.

Por Redacción

jueves 16 de julio, 2020

Los agentes de la salud siguen estando entre los más afectados por la pandemia de Covid-19 en la provincia de Buenos Aires, aunque los contagios también se están propagando entre policías y penitenciarios, otros trabajadores que se encuentran altamente expuestos al virus.

En el sistema sanitario, según reporta el Gobierno provincial son algo más de 4.500 los infectados. El número representa al 7,5% de los poco más de 60 mil casos que acumula la provincia y, si bien parece alto, está dentro de los estándares internacionales: la OMS advierte que a partir del 10% la situación se torna preocupante.

Otro sector fuertemente golpeado es el de las fuerzas de seguridad. Entre policías provinciales, según fuentes oficiales, los contagios llegan a 600. En tanto, en el Servicio Penitenciario Bonaerense se detectaron en los últimos 15 días unos 29 agentes infectados, alrededor de dos casos por jornada.

La cadena esencial

Muchos esenciales del interior que por cuestiones de trabajo deben trasladarse al Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA) o a ciudades en donde aparecen focos han sido los primeros contagios de sus distritos.

En Chascomús, por ejemplo, el caso inicial se dio por una enfermera que se desempeña en la ciudad de Buenos Aires. Algo similar pasó en Dolores: una trabajadora de la salud participó de un traslado a Avellaneda y días después dio positivo tras presentar síntomas.

Pero la cadena no queda en el sistema de salud. Con el foco en Dolores (hoy los casos llegan a 76, con cuatro recuperados), un penitenciario de la unidad N° 6 que es oriundo de la vecina ciudad de Tordillo también contrajo el virus y fue el primer positivo de su distrito en donde ya hay enfermos de Covid-19.

Algo similar ocurrió en Coronel Pringles: el primer contagiado fue un trabajador que se desempeña en la cárcel de Villa Floresta de Bahía Blanca, una de las ciudades del interior más afectadas por la pandemia.

Asimismo, la situación también se da con policías. En Puan, Las Flores, Saavedra y Alberti, los casos iniciales fueron agentes de seguridad que se desempeñan en el Gran Buenos Aires.

Comentarios