Por qué contratar un seguro de vida

La pandemia del coronavirus marcó un antes y un después en muchas personas y significó un cambio en el pensamiento respecto del futuro.

Por Redacción

martes 4 de agosto, 2020

Los seguros de vida no son algo nuevo, pero cada vez se vuelven más populares. Es que, aunque pensar en dejar de existir no es nada agradable, es una de las pocas certezas que tenemos en la vida. Ante esta convicción, contar con una cobertura suena interesante, sobre todo si se trata de una persona que es sostén de su hogar.

La pandemia del coronavirus marcó un antes y un después en muchas personas y significó un cambio en el pensamiento respecto del futuro. De acuerdo a un relevamiento que realizó la agencia Télam, desde fines de marzo en la Argentina hubo un incremento de 30% en la demanda por seguros de vida.

El contexto de incertidumbre generó que quienes estaban dudando en mantener sus seguros, optaran por continuar pagando el servicio e incluso ampliar sus coberturas. A su vez, quienes todavía no contaban con un seguro, decidieron buscar asesoramiento. Es por este motivo también, que distintas compañías decidieron elaborar nuevos planes pensados especialmente para la situación actual.

¿Por qué es importante contratar un seguro de vida?

Hay varias razones por las cuales se toma la decisión de contratar seguros de vida. La primera tiene que ver con el cuidado del grupo familiar. Con el pago de una cuota mensual, los allegados de la persona asegurada están cubiertos en caso de que el mismo no pueda continuar obteniendo o produciendo ingresos.

En segundo lugar, las empresas ofrecen de manera obligatoria un seguro de vida a sus empleados, pero en algunos casos no es suficiente, por lo que terminan contratando un servicio aparte. En el caso de los trabajadores independientes, muchos de ellos deciden contratar seguros de vida por su cuenta y de esta manera, tener un respaldo.

Por otro lado, hay personas que eligen los seguros de vida como un método más de ahorro, ya que en algunos casos se puede retirar el monto ahorrado pasado cierto tiempo.

¿Qué suelen incluir las coberturas?

Si bien cada compañía cuenta con distintos planes y servicios para sus clientes, es importante aclarar que generalmente las pólizas no responden únicamente ante la muerte de un asegurado. Las coberturas incluyen también la incapacidad total y permanente y los trasplantes de órganos.

A su vez, contratar un seguro de vida completo garantiza la seguridad y protección frente a imprevistos menores, pero muy importantes:

  • Traslado médico a través de ambulancia: en caso de necesitar atención médica de urgencia, la aseguradora se debe hacer cargo del traslado rápido hasta el centro médico que corresponda.
  • Médico a domicilio: Si se necesitara atención médica, pero no de forma urgente, el seguro de vida también se debe ocupar de enviar un médico a domicilio para la asistencia del asegurado.
  • Análisis clínicos: en caso de necesitar estudios médicos, la empresa de seguros cubre los gastos, ya sean presenciales (en los laboratorios) o a domicilio.
  • Referencias médicas: ante la necesidad de asistencia médica, desde la compañía de seguros se brindará asistencia para elegir al mejor especialista.
  • Atención telefónica: de acuerdo al plan, las personas aseguradas también cuentan con la posibilidad de resolver consultas médica de manera telefónica, las 24 horas.

Costos

En cuanto a los costos de los seguros, vale aclarar que aunque existan distintos servicios básicos, las primas (las cuotas a pagar) dependerán de diversos factores, como el valor que se quiera asegurar, el riesgo de la persona asegurada, es decir, las posibilidades que tenga de sufrir un accidente, los gastos internos y los impuestos.

Es fundamental tener presente que los seguros de vida son una inversión a largo plazo y más allá del ahorro, representan un acto de amor hacia la familia y los seres queridos. Contar con una cobertura significa una tranquilidad frente a cualquier circunstancia o situación difícil que pueda ocurrir.

Comentarios