Tatuadores afirman que debieron achicar la ganancia para mantener el trabajo

Emilio Vegas, tatuador marplatense, explicó la nueva realidad de la actividad. Indicó que trabajan con insumos importados y que los costos aumentaron, pero que no pueden trasladarlo a los precios para no perder a los clientes.

Por Redacción

sábado 12 de septiembre, 2020

Emilio Vegas, tatuador marplatense, brindó detalles sobre el funcionamiento de la actividad en el marco de la nueva normalidad que estableció la pandemia. Según indicó, el sector se adaptó a los protocolos y conservó sus clientes, aunque debió reducir las ganancias.

Al mismo tiempo que recibieron la aprobación para desarrollar su actividad, los tatuadores de Mar del Plata tuvieron que adaptarse a un protocolo. Sin embargo, Vegas explicó que lo hicieron "bien", debido a que ya contaban con estrictas normas para evitar el contagio de enfermedades previas al coronavirus, con el VIH y la hepatitis.

"Le sumamos ciertas cosas como el uso del mameluco, el ingreso con alcohol en gel, el trapo en el piso para sanitizar el calzado, pero lo absorbimos y hoy lo llevamos con total naturalidad en nuestro trabajo", explicó en diálogo con El Marplatense.

En relación a los clientes, y los nuevos protocolos, señaló que "la gente tiene muy buena predisposición y se adapta a lo que estamos viviendo". Además, detalló que se incrementó el contacto con los mismos a través de las redes sociales: "Nos manejamos mucho con las redes. Antes no era tan así, pero hoy dependemos muchísimo de eso para que no venga tanta gente al local".

Este lunes, la Provincia oficializó la extensión de la Fase 3 en General Pueyrredon ante la existencia de casos de transmisión comunitaria. Respecto a la misma, Vega indicó: "Se noto el cambio de fase, no hay gente en la calle, pero por suerte trabajamos mucho con gente del barrio".

Sin embargo, pudo señalar algunas dificultades. Destacó que "se achicó mucho la ganancia", debido a que la mayoría de sus insumos, los elementos que usan para trabajar, son importados y aumentaron mucho. "No podemos volcar el aumento a los precios porque bajó la demanda. Achicamos nuestra ganancia para preservar la continuidad laboral", concluyó.

Comentarios