Con menos recurso en calle por la falta de fuerzas Federales, el delito aumenta en Mar del Plata

Motochorros, hurtos y arrebatos, crímenes en las últimas horas que colocaron una vez mas a Mar del Plata en la vidriera nacional no inquietan a las autoridades nacionales y provinciales de la seguridad. Darío Oroquieta volvió a reclamar por la llegada de las fuerzas Federales mientras el delito aumenta en General Pueyrredon.

Por Redacción

miércoles 30 de septiembre, 2020

Por Marcelo Marcel 

"Necesitamos personal policial en calle, necesitamos despliegue de fuerzas Federales. Necesitamos que tanto provincia como nación pongan el recurso que está faltando en Mar del Plata", repite el secretario de Seguridad del municipio Darío Oroquieta, sin que ese pedido haya tenido éxito, de momento. Mar del Plata y Batán atraviesan, al concluir el tercer trimestre del año, un panorama realmente complejo.

Los intentos realizados por el ejecutivo municipal, las notas elevadas del Honorable Concejo Deliberante a través de un proyecto del concejal oficialista Agustín Neme e incluso con el apoyo de Instituciones de la ciudad, no ha dado resultado. Como balance de ello, la crecida del delito en General Pueyrredon es una realidad.

“La presencia de las fuerzas federales en nuestra ciudad son fundamentales para luchar contra el delito y cuidar a nuestros vecinos. Gendarmería venía realizando un gran trabajo en este sentido pero de un día para otro nos sacaron 300 gendarmes y 200 efectivos más de fuerzas federales que se encontraban en la ciudad. Es inentendible esta medida del Ministerio de Seguridad de Nación. Por eso solicitamos que se revea esta decisión y que Gendarmería vuelva a instalarse en Mar del Plata de forma urgente”, afirmó Neme.

Por su parte, el intendente Montenegro admitió que creció la inseguridad en Mar del Plata y lo vinculó a la retirada de gendarmes. "Yo los voy a seguir pidiendo para mi ciudad, para la seguridad de mis vecinos", reclamó el pasado 23 de julio.

A las pocas horas, la ministra Sabina Frederic respondió y así la Nación rechazó el pedido llevado adelante por Ejecutivo local. Así lo reveló el secretario de seguridad municipal, Darío Oroquieta, en una nota enviada al Concejo Deliberante.

“Ante las reiteradas negativas del Sr. Secretario de Seguridad de la Nación, el pasado 24 de julio, se ratificó el pedido mediante Nota, reiterando la necesidad de que los 500 efectivos de Fuerzas Federales retornen al Partido a ejercer las funciones operativas que venían desplegando en colaboración con las fuerzas locales. En respuesta a dicha solicitud, el pasado 3 de agosto se recibió en la Secretaría de Seguridad a mi cargo la negativa del Sr. Secretario de Seguridad de la Nación, en la que se reafirma la decisión del retiro de los mencionados efectivos y de la que se desprende que en principio no se reconsideraría la petición”, reveló el titular de la cartera de seguridad municipal en artículo que El Marplatense publicó de manera exclusiva el pasado 10 de agosto.

A casi 40 días de aquello, la inseguridad sigue en su crecimiento. Proliferación de motochorros en los barrios, hurtos en la vía pública, arrebatos a quienes se levantan temprano para trabajar, el pedido más patrullaje de taxistas y remiseros y, lo que es más grave, la presencia de crímenes que colocan a Mar del Plata en trascendencia nacional. "Ni eso conmueve a las autoridades nacionales y provinciales que plantean una temporada estival en la agenda", confiaron fuentes de seguridad a este medio

"La discusión, el camino y el qué, todos sabemos por donde va. Pero hoy no tenemos el recurso y es complicado", reitera en estas horas Oroquieta en diálogo con Telefé Mar del Plata.

"Vengo diciendo desde marzo: 500 efectivos federales menos más 300 de la policía bonaerense relacionados al coronavirus, es un número que se siente. Son 800 efectivos menos con respecto al años pasado que pesa que se nota", aclaró.

Para el secretario de seguridad, con funciones y experiencia en el gobierno Nacional a cargo de la seguridad con Patricia Bullrich, "y todo esto agravado con la liberación de presos, con situaciones complejas y una crisis social importante donde Mar del Plata no está ajena a lo que vive la Provincia y el país".

Tras asumir las responsabilidades que le tocan por ser el secretario de Seguridad municipal dijo que la coordinación de tareas de prevención es "responsabilidad de todos" y aclaró que "nosotros coordinamos el recurso de la policía de la Provincia de Buenos Aires. Pero falta el recurso. Hemos complementado con acciones municipales las labores a donde no llegaba a policía, con patrullaje e implementado sistema de alerta temprana".

"Recientemente entregamos repuestos y elementos a la policía de la Provincia, que es un tema que cumple el municipio. Buscamos cooperar, como con la justicia. Pero no alcanza", añadió.

RECOMENDACIONES

"En momentos de crisis recomendamos a la población que estén más atentos a la circulación en la calle ya que ha cambiado la modalidad del delito. Notamos muchos hurtos a teléfonos que no nos damos cuenta pero muchos son realmente caros en costo", consideró.

Oroquieta pidió cortar la cadena del delito cuando se concreta un hurto, utilizando el mecanismo lógico: quien roba algo material busca desprenderse de él y a un costo relativamente bajo a los valores del mercado para hacerse del dinero.

"Y en este sentido recomendamos no comprar elementos robados. El delincuente roba y luego se procede a conformar una cadena de venta. Hay que ser precavidos, usar la alerta temprana de los vecinos, que nos ha resultado para disuadir situaciones", alertó por último el secretario de Seguridad.

Comentarios