Día de la lucha contra la Trombosis

Los malos hábitos que hay que evitar para prevenirla.

Por Gimena Rubolino

martes 13 de octubre, 2020

La Trombosis, también conocida como la enfermedad silenciosa, es la formación de un coágulo en el interior de un vaso sanguíneo, tiene una alta incidencia en las poblaciones a nivel mundial, causando una gran cantidad de muertes o el deterioro de extremidades.

En el mundo una de cada cuatro muertes son causadas por eventos trombóticos, y algunos tipos de cáncer y enfermedades autoinmunes están asociados con un riesgo mayor de trombosis.

El 13 de octubre, día del nacimiento de Rudolf Virchow, quien estableció las bases por las cuales se forma el coágulo, se conmemora el "Día de la lucha contra la Trombosis", con el fin de concientizar a la población.

¿Qué es la trombosis?

Se trata de la formación de un coágulo, sea en una vena o una arteria, que obstruye parcial o totalmente el flujo sanguíneo.

Es el mecanismo que tienen en común el infarto de miocardio (IAM), el accidente cerebrovascular (ACV) isquémico y el tromboembolismo venoso (TEV).

Según explicaron, una vez generados, estos cuadros requieren atención médica urgente por la amenaza de discapacidad y el peligro de causar la muerte. A nivel mundial, los eventos trombóticos provocan el 25% de las muertes.

El objetivo de esta fecha es bajar, para el año 2025, la incidencia de la Trombosis a nivel mundial porque es una de las causas de morbimortalidad más prevalentes. Para hacerlo, se busca transmitir los buenos hábitos.

Los datos de la Dirección de Estadísticas e Información de la Salud, perteneciente a la Secretaria de Salud de la Nación, señalan que el 31,3% de las defunciones en Argentina en el año 2017 fueron ocasionadas por tumores malignos (62.731 pacientes) y enfermedades del corazón (44.425 pacientes). En muchos casos, esas muertes son el desenlace de un episodio originado por un evento trombótico, como ser infarto o tromboembolismo pulmonar.

Cómo cuidarnos

La doctora Claudia Casali, a cargo del servicio de hemostasia y trombosis del Hospital Alemán, explicó los factores de riesgo que pueden provocar que alguien sufra esta enfermedad.

Para empezar, sostuvo que la incidencia de la Trombosis “es de 1 a 2 de cada 1000 habitantes. Se estima bajarla un 25% para dentro de 8 años”. Sus efectos dependen de en qué parte del cuerpo suceda.

Las trombosis pueden ser venosas o arteriales, o localizadas o haber migrado a un pulmón, eso se llama tromboembolismo pulmonar o bien, cuando obstruye arterias, son síndromes coronarios agudos o accidentes cerebro vasculares (ACV)”, explicó la especialista.

Además, agregó que, cuando suceden en miembros inferiores (trombosis venosa profunda - TVP), que son las más frecuentes, “conllevan a una mortalidad crónica. Además, a insuficiencias venosas, a dolor e incluso con el tiempo esas personas tienen dificultad en la movilidad”.

En cuanto a los malos hábitos a evitar para prevenirlo, Casali incluyó a “la obesidad, las várices, la inmovilidad o sedentarismo, el tabaquismo también, por nombrar algunos factores”. “Luego hay otros que son inherentes a una situación que padezca un individuo, que puede ser una operación o un cáncer”, agregó.

 

Comentarios