Complejo Playa Grande: locales gastronómicos piden utilizar espacios públicos para actividades nocturnas

Presentaron una nota en el Ente Municipal de Turismo. “Lo que buscamos es que las actividades nocturnas se desarrollen de manera segura y ordenada, con todas las medidas de cuidado y prevención”, indicaron.

Por Redacción

jueves 26 de noviembre, 2020

Por Carlos Walker

Titulares de bares del complejo de balnearios de Playa Grande le pidieron autorización al Ejecutivo local para utilizar en forma “transitoria y reversible” áreas comunes y espacios de uso público al aire libre para el desarrollo de “actividades gastronómicas y de expansión nocturna”, en el marco de la emergencia sanitaria vinculada a la pandemia en el distrito de General Pueyrredon.

En declaraciones a CNN Radio Mar del Plata (FM 88.3), el presidente del Emtur, Federico Scremin, afirmó este jueves que “el pedido lo han realizado locales gastronómicos de Playa Grande en el Ente pero esto lo define el Concejo Deliberante”. “Esto tiene que ver con la decisión de la Provincia de todo de lo que sea nocturnidad se enfoque en el aire libre. No habrá boliches. Habría bares con burbujas de hasta 10 personas el aire libre. No habrá pista de baile, mientras estemos en pandemia”, destacó el funcionario de Guillermo Montenegro.

En la documentación, a la cual El Marplatense tuvo acceso, los representantes de distintos locales gastronómicos de Playa Grande explicaron que “para poder funcionar durante la próxima temporada, en el contexto de la emergencia sanitaria y las medidas de aislamiento y distanciamiento social, colaborando con los requerimientos de las autoridades municipales y provinciales de brindar servicios al aire libre y en adecuadas condiciones de higiene y salubridad –lo cual también ayuda a evitar fiestas clandestinas y antirreglamentarias, en espacios que no cuentan con habilitación, ni los cuidados exigibles– solicitamos el uso nocturno de algunas de las áreas comunes del sector Playa Grande”.

Y remarcaron que “nos comprometemos a desarrollar nuestras actividades durante la próxima temporada de verano, junto a un croquis con las áreas comunes que queremos afectar a esta propuesta. Aclaramos que el desarrollo de actividades en estos espacios, al aire libre, con distanciamiento social y adecuadas medidas de cuidado y prevención ayudará a ordenar y controlar el divertimento nocturno –que, de otro modo, se descontrolará y desarrollará en forma clandestina”.

A continuación, los empresarios resaltaron que “para la implementación de esta propuesta nos hemos puesto en contacto con las autoridades competentes de la municipalidad y el gobierno de la Provincia de Buenos Aires, fuerzas de seguridad, expertos en antisiniestralidad, seguridad e higiene, empresas de emergencias médicas y de limpieza, y una serie de profesionales y empresas con idoneidad y experiencia en las distintas materias involucradas”.

Lo que buscamos es que las actividades nocturnas se desarrollen de manera segura y ordenada, con todas las medidas de cuidado y prevención. Que terminen a la hora que deben terminar y que las áreas comunes alcanzadas por su desarrollo queden limpias, para favorecer su reversibilidad y el uso diurno, para actividades de balneario, deportivas, recreativas, etcétera. Por ello mismo, nos comprometemos a mantener las parquizaciones, mantener y reparar todo el mobiliario y equipamiento”, culminaron.

En la iniciativa, se propone “utilizar en forma transitoria y reversible las siguientes áreas comunes y espacios de uso público al aire libre del complejo Playa Grande para el desarrollo de actividades gastronómicas y de expansión nocturna, en el marco de la emergencia sanitaria vinculada a la pandemia”.

En ese sentido, se establece que “un área de expansión para el funcionamiento de locales gastronómicos –restaurant, café, bar, etcétera–, exclusivamente en horario diurno y en el horario de 18 a 24, con mesas alrededor de los locales. Un área de expansión para el funcionamiento de locales nocturnos –restaurant con show en vivo, baile, etcétera–, que funcionará exclusivamente en el horario de 00 a 6 y 30”.

Además, se puntualiza que “los usos y actividades a desarrollar en las áreas de expansión, serán las mismas que los locales tengan autorizados por las autoridades gubernamentales competentes. Las actividades comerciales serán desarrolladas en iguales condiciones y con los mismos alcances y limitaciones incluidos en los respectivos actos de autorización, habilitación o permiso. Los locales podrán ocupar las áreas de expansión con mesas, sillas y livings, ubicados en los espacios demarcados”.

Al mismo tiempo, los titulares de los locales gastronómicos y de expansión nocturna que desarrollen actividades en las áreas de expansión deben, de acuerdo con las pautas que establezcan las autoridades gubernamentales competentes, colocar señalizaciones y carteles con el esquema de zonificación transitoria, la ubicación de los locales, accesos, circulaciones, salidas, etcétera. Asimismo, deberán disponer en los accesos o circulaciones señalizaciones y carteles que informen a los asistentes sobre medidas de prevención y cuidado en el marco de la pandemia.

A su vez, los accesos y circulaciones de personas se ajustarán a lo previsto en el esquema de zonificación transitoria. “Se ubicarán en el frente de las edificaciones, sobre el paseo público, a fin de evitar aglomeraciones. Se procurará que la circulación de personas se haga en un solo sentido, a fin de evitar los cruces y aglomeraciones”, se subraya en la iniciativa.

Con respecto a la “sectorización”, cada local deberá contribuir a que se respete la densidad ocupacional y el distanciamiento social, y evitar aglomeraciones. “La sectorización se hará con vallas móviles, a fin de asegurar el carácter transitorio y reversible del funcionamiento del área de expansión”, se detalla.

Además, se establece que “en los accesos se ubicarán mesas de recepción y fiscalización, en las que se controlará el uso de elementos de protección personal por cada uno de los asistentes, se tomará temperatura personal, se consultará sobre la existencia de síntomas, se entregará y recibirá declaración jurada y se cumplirán las restantes medidas de prevención y control fijadas por la normativa vigente y por los protocolos de higiene y salud registrados por las autoridades gubernamentales competentes. En la misma oportunidad se consultará y controlará la existencia de reserva previa, se indicará la mesa o living o sector al que debe trasladarse cada asistente y se controlará el aforo”.

En esa línea, se destaca que “los locales gastronómicos y de expansión nocturna podrán situar en las áreas de expansión, mesas o livings con una capacidad máxima de diez personas cada uno, sin poder superar en ningún caso la densidad de ocupación determinada para el local por las autoridades gubernamentales competentes”.

"Los titulares de locales de expansión nocturna deberán tener contratado servicios de asistencia y emergencias médicas - socorristas, ambulancias, etcétera– que cumplan contingencias dentro de los locales y en las áreas de expansión", finaliza el texto.

Comentarios