Senadores provinciales de Juntos por el Cambio repudian “ataque a los DD.HH. en Formosa”

El bloque rechazó “la violencia de la respuesta estatal formoseña”, y aseguró que “no es la primera vez que la provincia es noticia por agravios a las garantías constitucionales".

Por Redacción

sábado 6 de marzo, 2021

Tras los graves incidentes de este viernes en Formosa, cuando la Policía reprimió a manifestantes que salieron a protestar por la vuelta a la fase 1 del aislamiento social, el bloque de senadores provinciales de Juntos por el Cambio manifestó su “repudio” al “ataque a los derechos humanos” en la provincia del norte.

En un comunicado, el bloque afirmó que “el gobierno de Gildo Insfrán instauró la vuelta al aislamiento social preventivo y obligatorio en la capital provincial hasta el 18 de marzo, por el cual se impide circular sin permiso, se suspende el transporte interurbano y sólo son exceptuados los trabajadores esenciales, como el personal de salud y Policía”.

“Desde el Bloque de Senadores de Juntos por el Cambio en provincia de Buenos Aires repudiamos la violencia de la respuesta estatal formoseña frente a una manifestación que se desarrollaba en rechazo a las medidas gubernamentales que establecieron nuevamente el retorno al Aislamiento Social, Preventivo y Obligatorio (ASPO)”, aseguran en un comunicado.

“No es la primera vez que Formosa es noticia por agravios a las garantías constitucionales. Hace poco tiempo también expresamos nuestro repudio a los encierros y condiciones inhumanas a la que eran sometidas las personas dentro de los mal denominados centros de aislamientos por coronavirus”, expresaron los legisladores y remarcaron: “El gobierno debe actuar de manera rápida y garantizar el cumplimiento de la Constitución”.

“Se ha vulnerado el derecho al legítimo reclamo, hiriendo salvajemente a los manifestantes, ejerciendo además detenciones ilegítimas y entorpeciendo el trabajo de los medios de comunicación quienes también fueron víctimas de la represión”, sostuvieron los senadores.

Los Derechos Humanos no tienen dueño y corresponden a cada uno de los argentinos. Por eso, levantamos la voz esperando que el gobierno nacional reaccione en defensa de ellos y arbitre los mecanismos necesarios, con la mayor celeridad posible, con el objetivo de que prime el acatamiento a los principios democráticos”, concluyeron.

Comentarios