Tras la reunión con Rodríguez Larreta, Alberto Fernández ratificó las restricciones: “A mí, la rebelión no”

El Presidente defendió la medida y adjudicó el aumento de los contagios con el comienzo de las clases presenciales.

Por Redacción

viernes 16 de abril, 2021

El presidente Alberto Fernández ratificó este viernes las restricciones aplicadas por la segunda ola de coronavirus, incluido el cierre de las escuelas hasta el 30 de abril, luego de la reunión que mantuvo con el jefe de Gobierno porteño, Horacio Rodríguez Larreta.

"Vamos a seguir adelante con el decreto que hemos puesto en marcha", afirmó Fernández durante una conferencia de prensa brindada tras la reunión. Además, aseguró que "el comienzo de las clases presenciales coinciden con el aumento de casos".

"Entiendo el deseo y la preocupación del Jefe de Gobierno, pero tengo una responsabilidad y la voy a hacer cumplir. No es un acto de prepotencia", argumentó Fernández.

En ese sentido, aseguró que estudió en la última semana "como es el movimiento de cada sociedad con la puesta en marcha de las clases presenciales" y afirmó que "representan un tercio de la circulación" total.

Si bien Fernández afirmó que tuvo "una buena charla, con mucho respeto, con vocación de buscar salida" con Rodríguez Larreta, dijo que tiene "la obligación de cuidar lo que ocurre en el AMBA, que es el foco infeccioso más claro en la Argentina".

El Presidente recibió a Rodríguez Larreta en Olivos, luego de que el jefe de Gobierno porteño rechazara las nuevas restricciones y presentara un recurso de amparo ante la Corte Suprema para impedir la suspensión de las clases presenciales.

Fernández evitó garantizar la reapertura de las escuelas más allá del 30 de abril, aunque aseguró que hará "todos los esfuerzos para que en 15 días la presencialidad pueda volver con más garantías y más cuidado".

Respecto al recurso de amparo que presentó Rodríguez Larreta, advirtió que "la decisión está tomada y no va a ser alterada" porque, dijo, están "convencidos de lo que hay que hacer".

Además, envió una crítica directa a la decisión del jefe de Gobierno: "No soy amigo de judicializar la política. Estas discusiones, estos problemas que se generan en una democracia se resuelven como intentamos haciendo recién. Charlando, viendo cómo encontramos soluciones, no entregando el conflicto a un juez, no es el modo. Ahora, si quieren ir a plantear el tema ante la Justicia, que lo planteen".

Durante la conferencia de prensa, Fernández apuntó contra la presidenta del PRO, Patricia Bullrich, quien se manifestó en la puerta de la Quinta de Olivos contras las medidas adoptadas por el Poder Ejecutivo Nacional. También aludió a las personas que adelantaron que se rebelerán ante las políticas oficiales. “A mí la rebelión no”, dijo.

Si bien valoró que con la reunión de esta tarde se recuperó el diálogo con la Ciudad de Buenos Aires, el Presidente dijo que Rodríguez Larreta “se equivocó” y su discurso de ayer fue “injusto e ingrato”. “Yo también tengo mi mirada sobre el modo en que se vacunó en la Ciudad de Buenos Aires, pero nada ayudaría que lo plantee”.

Comentarios