Vecinos preocupados ante la vuelta de los bares a Alem: "Es incompresible y más en este contexto"

Residentes de la zona de Playa Grande expresaron su descontento ante el proyecto de la Unión Cívica Radical para que puedan instalarse nuevos locales. Si bien la propuesta es que funcionen hasta la dos, indicaron que "perjudica su calidad de vida"

Por Redacción

martes 4 de mayo, 2021

Vecinos de Alem expresaron nuevamente su preocupación y rechazaron el avance del proyecto del bloque de concejales de la UCR que busca habilitar la instalación de nuevas parrillas, bares y restaurantes en la zona. En tanto, el residente Carlos Carricart elevó una nota al Concejo Deliberante y afirmó: "Es incompresible y más en este contexto".

Puntualmente, el proyecto de ordenanza busca darle una nueva oportunidad a la zona, donde no pueden desarrollarse algunas actividades gastronómicas, "por la normativa vigente". En este sentido, propone que los locales funcionen hasta las 2 de la mañana.

Así, la intención es modificar la ordenanza que "eliminó de los usos de suelo permitidos actividades gastronómicas, que por su distorsión, devinieron en peñas folklóricas, actividades de baile y espectáculos, desarrolladas a altas horas de la noche, produciendo molestias al vecindario, peleas callejeras y desmanes en la vía pública".

Sin embargo, los vecinos no están de acuerdo con que se aprueben dichas actividades de ninguna manera, ni siquiera hasta las dos, porque, una vez aprobada esta modificación, "el horario puede extenderse fácilmente con otra ordenanza".

"Ya se habían presentado dos notas en el 2018 y en el 2019, que adjuntamos en este nuevo pedido. Nos preocupa este nuevo intento, incomprensible y en este momento de pandemia menos. Estas habilitaciones, que en apariencia no ofrecen ningún tipo de conflictividad, se desvirtúan y se transforman en una historia ya conocida en la zona", explicó Carricart.

"Presenté la nota como ciudadano común, como un vecino, no pertenezco a ninguna institución. Es estresante y angustiante. Parece de un oportunismo extraño frente a otras necesidades", aseveró en diálogo con CNN Radio Mar del Plata 88.3.

"Como ella modifica esta ordenanza actual, con otra nueva se modifica ese horario y listo. Extienden el horario, los usos, la posibilidad de espectáculos en vivo. La argumentación del horario es muy efímera. Además, es como si fuera el único rubro posible, cuando hay una instalación de la gastronomía que es suficiente y no es problemática, que contempla la oferta", remarcó.

En tanto, en la nota expresa: "Nuevamente, los vecinos residenciales nos sentimos amenazados ante los incomprensibles intentos de perjudicarnos en nuestra calidad de vida, al modificar con el nuevo proyecto presentado".

Y agrega: "Al estado de preocupación que la situación actual de pandemia nos provoca, lo que impide a los vecinos reunirnos, tenemos que sumarle una innecesaria alarma más, que es ver como desde uno de los poderes del estado municipal, se promueven modificaciones que nos perjudicarán de prosperar".

En este sentido, afirma: "Consideramos como vecinos de alta peligrosidad luego de la nefasta experiencia que vivió la zona con la nocturnidad y que nuevamente con este proyecto se pretende instalar, bajo una sospechosa fachada inocua".

"Cabe recordar que los conflictos del pasado fueron precisamente por este tipo de habilitaciones, que en apariencia no provocarían ningún conflicto entre residencialidad y el rubro gastronómico bien entendido", agrega.

Asimismo, argumenta: "Tenemos sobradas experiencias de la ausencia de controles por parte de los organismos del estado una vez habilitados estos tipos locales que violan y desvirtúan sus actividades permitidas en perjuicio de los habitantes".

Y cierra: "Como ciudadanos contribuyentes, vecinos residenciales afectados de la zona de Alem de Playa Grande, nos oponemos rotundamente a estas modificaciones inconsultas y arbitrarias que nos colocan en riesgo severo de modificar nuestra calidad de vida".

Comentarios