La dieron por muerta, les entregaron un cuerpo y su suegra seguía con vida

Ocurrió en las últimas horas en el Hospital Español, San Luis 2562. La víctima, una mujer de 84 años, se encuentra con vida y será trasladada al Houssay. "Entré con mi ramito de flores y cuando llegamos al cajón no era", relató su nuera.

Por Redacción

viernes 23 de julio, 2021

Miriam Salinas vivió una insólita situación en las últimas horas cuando al llegar al velorio de su suegra notó que en la sala había otra persona, pese a que desde el Hospital Español de Mar del Plata le habían informado que se trataba de su pariente, una mujer de 84 años que ingresó por un ACV.

Según contó a El Marplatense, Estela Benito, la protagonista del relato, está viva y será trasladada al Hospital Bernardo Houssay, pero hasta hace pocas horas pensaban que había fallecido producto de complicaciones en el cuadro por el que debió ser internada el viernes.

Todo comenzó con un llamado. Cuando se enteraron de que estaba muerta, la familia decidió hacer un velorio breve, de dos horas, para despedirse, ya que todavía no habían podido verla desde su internación. Hablaron con la Cochería Dilo y comenzaron a organizarlo. "Entré con mi ramito de flores y cuando llegamos al cajón, no era mi suegra. Salimos todos espantados, entre risas y llanto", relató Salinas.

Sin embargo, a pesar de lo increíble de la situación, destacó la gravedad de lo ocurrido y aseguró que quiere que se "visibilice la insensibilidad" por la que pasaron y el "destrato" que sufrieron las familias. En tanto, aprovechó para remarcar la actitud de la cochería, que a pesar del problema que debe estar atravesando en estos momentos, no les cobró el servicio.

"Todo empezó cuando mi suegra se descompensó. No nos atendieron cómo corresponde, ni nos informaron cómo estaba. Este miércoles, me llamó una doctora para avisarme que había fallecido", denunció respecto al nosocomio ubicado en San Luis 2562.

"Primero, pensamos que se habían equivocado de sala, pero no, se habían equivocado de muerto. Nunca nos contestaron del Hospital, ni a la cochería. Una doctora me llevó a la morgue a reconocer los otros cuerpos, pero no era ninguno. En un momento, escucho una persona que grita ´no será esta que está acá´ y ahí la vi a mi suegra tirada en una cama. Quiero que se visibilice la insensibilidad", concluyó.

Comentarios