El 75% de las personas que pidieron ser asistidas en pandemia fueron mujeres

Así lo reveló un informe del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos bonaerense sobre los casos que fueron canalizados a través de los Centros de Acceso a la Justicia (Cajus), los Centros de Protección de los Derechos de las Víctimas (CPV), el Programa Trata; las líneas de emergencia y detectados en más de 400 operativos itinerantes.

Por Redacción

domingo 15 de agosto, 2021

El 75% de las personas que hasta ahora pidieron ayuda en la pandemia de coronavirus y motivaron unas 20 mil intervenciones del Gobierno bonaerense ante casos de derechos vulnerados fueron mujeres en situación de violencia de género o que denunciaron el abuso sexual que sufrían sus hijos e hijas.

Así lo reveló un informe del Ministerio de Justicia y Derechos Humanos bonaerense, al que accedió Télam, sobre los casos que fueron canalizados a través de los Centros de Acceso a la Justicia (Cajus), los Centros de Protección de los Derechos de las Víctimas (CPV), el Programa Trata; las líneas de emergencia y detectados en más de 400 operativos itinerantes.

La directora provincial de Acceso a la Justicia y Asistencia a la Víctima, Lucía Iañez, dependiente de la Subsecretaría de Justicia, explicó a Télam que " el 75% de las personas que demandan asistencia son mujeres, se acercan por ellas o por sus hijos e hijas. Hemos recibido muchos casos de niños y niñas abusados, tanto casos de ahora como casos que recién ahora se animan a denunciar".

"Estas situaciones se agravaron como consecuencia de la pandemia. Se recrudecieron con el Aislamiento Social Obligatorio, la obligación de quedarse en casa aumentó la violencia en el marco del seno familiar. Esto es una de las cosas que explican el aumento de las intervenciones y en segundo lugar está la visibilización de los programas para el acompañamiento y la posibilidad de denuncia", valoró.

Desde el inicio de la pandemia hasta julio de este año, el Estado bonaerense asistió a través de los Cajus a 16.482 casos; otros 2.996 casos en los CAV y acompaña actualmente a 522 víctimas de trata para explotación sexual y laboral, 226 de las cuales fueron rescatadas entre diciembre 2020 y julio último.

Iañez detalló que "el 48% de los casos vienen espontáneamente a los Cajus o CPV; un 26% de oficio, a partir del relevamiento diario que realiza un grupo de trabajadores, bien temprano, de los casos o denuncias que aparezcan en medios o se recepcionen en comisarías; un 20% por derivación de otros organismos con los que se está en permanente articulación y un 6%, por otras vías".

"La mayor cantidad de casos atendidos por Asistencia a la Víctima son situaciones de abuso sexual infantil, con el 26%; le siguen con un 20% los casos de violencia de género; seguido por abuso sexual a mayores en un 14%; un 13% homicidios; 10% casos de violencia familiar; 4% amenazas; 3% casos asistidos por lesiones y 2% femicidios, tentativa de femicidios y robos", detalló.

El 8% restante son casos asistidos de acoso/hostigamiento, grooming y ciberacoso.

Con respecto a los lugares de donde provinieron esas denuncias, en el caso de los abusos sexuales infantiles, los abusos sexuales a mayores y la violencia familiar se registraron en su mayoría en ciudades del interior bonaerense; mientras las intervenciones por violencia de género, femicidios, intentos de femicidio, homicidios y ciberacoso se registraron principalmente en localidades del Gran Buenos Aires, según el informe.

Con respecto a las edades de las personas que piden asistencia, el informe revela que el 31% se trata de personas de entre 19 y 30 años; seguido por 28% de entre 12 y 18 años; un 24% son personas de entre 31 y 50 años; 7% no se informa; un 5% entre 51 y 65 años; 4% entre 0 y 11 años y 1% personas de más de 66 años.

"Los casos de abuso sexual infantil, el aumento de la asistencia a víctimas de entre 12 y 18 años requieren un abordaje integral. Cuando asistimos casos de abusos asistimos a toda la familia, se hace una tarea profunda con los vínculos, las relaciones familiares, un trabajo integral de acompañamiento del Estado", apuntó Iañez.

En un 94% la nacionalidad de quien pide ayuda es argentina; el 3% peruana y el resto de otras nacionalidades.

Los 16.482 casos tramitados a través los Centros de Acceso a la Justicia (CAJUS) buscaban se les garantice el acceso directo de los sectores vulnerables a sus derechos.

Según precisó el informe, en este dispositivo, el 27% de las consultas estuvo relacionada con la seguridad social; un 22% con el acceso a la documentación de identidad; un 11% con el acceso a la salud; un 7% correspondió a denuncias por violencia de género y un 4 % a denuncias por violencia familiar.

Por otra parte, el Programa de Rescate y Acompañamiento a las Personas Damnificadas por el delito de Trata asiste a 522 personas con el objetivo central de que puedan recuperar la autonomía sobre sus vidas.

De las 226 personas rescatadas, 113 de ellas eran víctimas de explotación laboral; 61 conexo laboral; 41 conexo sexual; 9 víctimas de trata sexual y el resto trata mixta.

Quienes deseen denunciar situaciones de maltrato infantil, abuso sexual infantil u otra situación donde se cometan delitos contra niños, niñas y adolescentes pueden comunicarse a la línea de denuncias 102; en caso de situaciones de violencia de género a la línea 144 y en caso de Trata de personas a la línea 145.

También pueden contactarse a través de los teléfonos 2215247061 y 2213601380 por mensaje de WhatsApp, a través del mail accesojusticiapba@gmail.com o acercándose a los dispositivos itinerantes más cercanos.

Comentarios