Y la UCR volvió a la cancha: "Venimos a proponer una revolución que nos va a sacar del pozo", dijo Manes

El candidato fue el encargado de cerrar el evento en el microestadio de Ferro carril Oeste que reunió a buena parte de la dirigencia nacional del partido. Pidió por un "nuevo radicalismo" que lleve adelante "la modernidad".

Por Redacción

viernes 29 de octubre, 2021

Facundo Manes, tercer candidato de la lista de diputados de Juntos en la Provincia, aseguró que el radicalismo viene a proponer "una revolución" que sacará al país "del pozo" y llamó a modernizar el partido con vistas al futuro, durante su exposición en el cierre del acto del cuadro en Ferro por un nuevo aniversario del triunfo de Raúl Alfonsín en las elecciones presidenciales del 30 de octubre de 1983.

Con un gran recibimiento de la militancia y los dirigentes que coparon el microestadio del club ubicado en el barrio porteño de Caballito, el neurocientífico alentó a los presentes al manifestar que "la Unión Cívica Radical volvió a la cancha", en referencia a la premisa para fortalecer a la agrupación histórica.

Manes aseguró que el radicalismo tiene por delante un desafío importante, que es lograr que Argentina deje atrás años de "problemas estructurales" y desencuentros.

En ese sentido, recordó la gesta de Raúl Alfonsín a comienzos de la década de los ochenta: "En 1983 la UCR lideró la lucha por la reconstrucción democrática y lo logró. Fue el último gran proyecto compartido que nos unió y inspiro a todos los argentinos”.

Con ese ejemplo, pidió observar al trabajo realizado por Alfredo Cornejo y Rodolfo Suárez en Mendoza; al de Gerardo Morales en Jujuy; al de Gustavo Valdés en Corrientes y "a los intendentes de Buenos Aires y a los 600 intendentes que tiene el radicalismo en el país”.

“Venimos a proponer una revolución que nos va a sacar del pozo porque no nos alcanza con un parche, con mejorar un poco", fijó el neurólogo que acompaña a Diego Santilli en el distrito bonaerense.

Manes declaró que esa revolución es "la del progreso y la del conocimiento" y para lograrlo se requiere " pensar en grande" y "atacar los problemas estructurales de la Argentina".

"El mundo cambió y nosotros tenemos que cambiar. Necesitamos un nuevo radicalismo para un nuevo mundo y para una nueva Argentina", sostuvo y añadió: “Debemos empezar en casa, por nosotros. Los partidos políticos no tienen sentido de existir para siempre si no se reforman, si no cambian o no son flexibles".

En una autocrítica, consideró que el radicalismo se debilitó y perdió gobernabilidad por haberse negado "a cambiar con la sociedad”.

“Argentina transita una decadencia insostenible y para eso hablamos de revolución, pero esta revolución no puede ser con las mismas prácticas”, propuso.

“El nuevo radicalismo -continuó- no va a parar hasta encarar la modernidad del siglo 21 y la prosperidad. No vamos a renunciar a la Argentina, por eso somos más que radicales, somos el pueblo argentino", alentó el referente.

Comentarios