“Me dijeron que hablé en la ambulancia, pero no recuerdo nada”: el relato del futbolista de Aldosivi que se desvaneció tras un choque de cabezas

Luego del golpe que sufrió en la victoria del "Tiburón" ante Lanús, el defensor se recupera en el Sanatorio Finochietto y contó detalles del hecho que preocupó a compañeros y rivales.

Por Redacción

lunes 1 de agosto, 2022

Las escena más dramática que se vivió en la jornada 11 de la Liga Profesional de Fútbol ocurrió en la victoria de Aldosivi por la mínima sobre Lanús. A los 7 minutos del segundo tiempo chocaron sus cabezas el delantero local, Iván Cazal, y el defensor visitante, Ian Escobar y el encuentro se detuvo de manera inmediata para atenderlos. El zaguero del "Tiburón" se llevó la peor parte y tuvo que ser trasladado en ambulancia al Sanatorio Finochietto, donde le realizaron los estudios correspondientes.

Fuera de peligro y totalmente consciente, Escobar apareció en los medios para dar su versión de los hechos. “Yo no volví a ver la jugada. Pero cuando me levanté en el hospital, no sabía qué pasaba. Me dijeron que hablé en la ambulancia, pero no recuerdo nada. Me levanté cuando me estaban haciendo la tomografía computada y ahí pregunté todo. No sabía dónde estaba”, explicó en charla con TyC Sports.

El árbitro Pablo Dóvalo no reanudó las acciones hasta tener la confirmación de que el futbolista estaba en buen estado rumbo al hospital y una vez que otra ambulancia se apostó en el estadio. “Aparentemente convulsionó y no se fue en buenas condiciones”, había señalado el juez instantes después del desesperante momento.

Además, Ian afirmó que no vio ni recuerda el impacto que lo dejó en el suelo. “Recién ahora la estoy viendo. Pero no me acuerdo de nada. Sólo la jugada anterior, de esa sí me acuerdo. La verdad es que hablé con todos y les agradecí por cómo se movieron. Contento también por eso”, declaró en forma de agradecimiento con sus compañeros de Aldosivi que, con Santiago Silva a la cabeza, interpretaron la situación al instante para que lo atendieran lo más rápido posible. Los propios futbolistas de ambos planteles corrieron los carteles publicitarios para darle espacio a la ambulancia para su ingreso. Y opinó sobre el choque en cuestión después de verlo por primera vez: “Caí muy mal, ahí estoy viendo la jugada. Quedé noqueado y tengo un huevo en la cabeza terrible”.

Por otro lado, añadió que ya se siente mejor y que no ve la hora de regresar a su hogar, ya que todavía se mantiene bajo observación por el equipo médico: “Anoche no pude dormir nada porque me dolía mucho la cabeza, pero hoy amanecí bien. Es la primera vez que me pasa esto, nunca tuve algo así. Estaban mi mujer, mi hijo en la cancha, y vinieron todos rápido. Me hicieron la tomografía y no me salió nada. No me dijeron hasta cuándo me van a dejar acá, me quiero ir a la mierda”.

Mientras tanto, el "Tiburón" publicó en sus redes sociales el parte médico oficial y confirmó que Escobar sufrió un “traumatismo de cráneo con pérdida transitoria de conocimiento” y que seguirá “siendo evaluado por un neurocirujano”.

 

Comentarios