El lado oscuro de la belleza

Existen tratamientos que si bien brindan un buen resultado esconden contraindicaciones que atentan contra la salud.

Por Gimena Rubolino

miércoles 31 de agosto, 2022

El desarrollo de la estética y belleza ofrece muchas opciones para mejorar aspectos del cuerpo que no nos agradan o simplemente para vernos mejor. Sin embargo, algunos son perjudiciales y tienen una letra chica que no se cuenta.

A continuación, los más populares:

Manicuría con acrílico

Es uno de los tratamientos de belleza más populares, y genera resultados fabulosos en las uñas porque se pueden hacer una infinidad de diseños y el esmalte no sólo no se altera sino que además dura mucho más que el tradicional. Sin embargo, la Skyn Cancer Foundation señala que la exposición a los rayos UV puede implicar un riesgo “no insignificante” de desarrollar cáncer de piel. Por lo mismo, se recomienda no recurrir a este procedimiento constantemente.

Pestañas postizas

Pueden durar hasta 3 semanas y permiten lucir una mirada mucho más linda debido al grosor y longitud que se puede lograr con su aplicación. Sin embargo, si se utilizan regularmente el pegamento que contienen desprende también las naturales haciendo que la zona luzca cada vez más despoblada.

Bronceado con cama solar

Las lámparas solares emiten radiación ultravioleta (UV) y se han relacionado con daño a la piel, el cual ocasiona envejecimiento prematuro, quemaduras, daño ocular y, en casos graves, melanoma (un tipo de cáncer). Además, el uso prolongado de dichos aparatos puede provocar adicción a ellos.

Alisados

La mayoría de los alisados contienen formol un químico que produce irritación y debilita la fibra capilar del cabello. Si bien el resultado es un pelo lacio y disciplinado con el paso del tiempo el cabello se vuelve más fino y se pierde una importante cantidad de volumen sobretodo si se combinan otros procedimientos químicos como tintura o decoloración. Los expertos recomiendan elegir entre alisarse o teñirse el cabello para preservar la salud del mismo.

Toxina botulínica

Si bien el botox se ha convertido en la solución rápida para las arrugas faciales, también puede ocasionar botulismo, debido a que contiene una toxina producida por la bacteria Clostridium botulinum.

Tratamientos con vacumterapia

Si bien prometen una mejora de la silueta generan flacidez al producir un desplazamiento de los tejidos, las fibras de colágeno y elastina se resienten, se producen roturas de los capilares y en algunos casos, hematomas.

 

Comentarios