Tips para mejorar la piel, pelo y uñas

Recomendaciones nutricionales para fortalecerlos.

Por Gimena Rubolino

miércoles 21 de septiembre, 2022

La especialista en Nutrición Florencia Fucaraccio afirma que “nuestra alimentación y estilo de vida pueden ayudar muchísimo a mejorar la calidad de la piel, cabello y uñas”.

Para la salud del cabello y uñas es importante un buen aporte de aminoácidos y vitaminas del complejo B; principalmente B6, biotina y ácido pantoténico. Podemos obtener estos nutrientes incluyendo a diario legumbres, huevos, pescados y carnes, cereales integrales, frutos secos y semillas, entre otros”.

  • No descuidar la hidratación: cuando se acerca el frío solemos tener menos sed y tomamos menos agua. Es fundamental mantener la piel hidratada desde adentro bebiendo abundantes líquidos durante el día. Es conveniente elegir agua como bebida principal.
  • Consumir frutas a diario: incorporar 2 a 3 frutas diarias incluyendo al menos una cítrica. Aportan vitamina C que es necesaria para producir colágeno y otros antioxidantes esenciales para contrarrestar los radicales libres.
  • Incluir zanahorias, zapallo y otros vegetales color amarillo-anaranjado: estos contienen betacarotenos que nuestro cuerpo convierte en vitamina A.
  • Agregar levadura nutricional: si bien no es imprescindible en nuestra alimentación, es un complemento que aporta concentrado de vitaminas y minerales esenciales para la salud de la piel, cabello y uñas. Se consigue de sabor natural, queso y manzana; permitiendo agregarla de forma versátil a platos salados o dulces (1 cucharada al día es la porción recomendada).
  • Ejercicio físico: realizarlo de forma regular contribuye a mantener una buena circulación sanguínea, lo cual es imprescindible para la piel y el cabello.

También es importante no fumar, consumir alcohol ocasionalmente y tratar de controlar el estrés” agrega la licenciada.

¿Por qué se quiebran las uñas?

Las uñas se vuelven débiles debido a distintas causas: envejecimiento, deficiencias nutricionales (falta de calcio, zinc y biotina, etc) entre otros; deshidratación y sequedad del medio ambiente.

Los esmaltes o endurecedores con formaldehído, el contacto con productos de limpieza fuertes y detergentes también pueden afectar la salud de las uñas.

Una alimentación variada es fundamental para evitar la deficiencia de algún nutriente. Sobre todo, para la salud de las uñas ejercen un papel clave la L-cistina (aminoácido presente en la carne, los lácteos, los huevos o los cereales), el hierro, el calcio, el zinc, la vitamina D, la biotina y otras vitaminas del grupo B.

 

 

 

 

Comentarios