Preocupación por el lento avance de la campaña de vacunación contra el sarampión

Funcionarios de salud de todas las provincias llamaron a la población a vacunar a sus chicos y señalaron que es baja la percepción del riesgo de que vuelvan estas enfermedades, incluyendo rubeola, paperas y polio.

Por Redacción

domingo 30 de octubre, 2022

Autoridades sanitarias de todo el país, reunidos en el Consejo Federal de Salud (Cofesa), manifestaron su preocupación por el lento avance en la Campaña Nacional de Vacunación contra el sarampión, rubéola, paperas y poliomielitis para niñas y niños de 13 meses a 4 años que, a 17 días de su finalización, apenas alcanzó el 36,7% de la población objetivo y no el 77% que se estimaba.

Con estos datos, las ministras y los ministros convocaron a la población a acompañar la campaña, llevando a sus chicos a los vacunatorios más cercanos, y advirtieron que a 17 días del cierre de la campaña 1,4 millones de niños aún no recibieron las dosis de las vacunas triple viral e inactivada antipoliomielítica, gratuitas, obligatorias y adicionales a las del calendario nacional, que son necesarias para sostener la prevención de estas enfermedades en el país.

Las autoridades coincidieron en la necesidad de advertir sobre la importancia de la aplicación de estas dosis adicionales para proteger a la población susceptible que no haya desarrollado la respuesta inmune esperada, que suele rondar entre el 8 y 10 por ciento de quienes las recibieron en el esquema primario.

La ministra de Salud de la Nación, Carla Vizzotti, aseguró que “todas las jurisdicciones están haciendo un esfuerzo enorme y Nación distribuyó fondos y todos los insumos necesarios para asegurar el éxito de esta campaña” que se desarrolla hasta el 13 de noviembre.

Vizzotti consideró que “es fundamental la colaboración de las y los pediatras para motivar la vacunación, y sabemos de su compromiso”.

La funcionaria consideró un “desafío” cumplir con esta campaña en las grandes urbes, como el Área Metropolitana de Buenos Aires (AMBA), ya que en caso de una reintroducción de enfermedades “suele ser la región con más riesgo, dado el movimiento masivo de personas”.

Por su parte, el subsecretario de Estrategias Sanitarias, Juan Manuel Castelli, agregó que es necesario lograr un 95% de cobertura y “en forma homogénea” en todo el país para alcanzar el éxito completo de la campaña.

El funcionario añadió que una de las causas del lento avance de la campaña es la “baja percepción de riesgo” de la población en relación enfermedades eliminadas en Argentina como el sarampión, la rubéola y la poliomielitis, pero remarcó que esta situación se da “gracias al éxito de las vacunas” y que “el riesgo de reintroducción es alto para todos los países.

 

Comentarios