Con un arbitraje polémico, Peñarol lo ganó con un triple en el último segundo

Épicamente, tras estar 16 puntos por debajo en el marcador, el "milrayitas" remontó el partido gracias a un triple de Cristián Cardo sobre el final. Fue 72-73 frente a Argentino de Junín.

Por Redacción

domingo 11 de diciembre, 2022

En un partido en el que el conjunto marplatense estuvo enfurecido con la terna arbitral y 16 puntos por debajo en el marcador, Peñarol, con un triple en el último segundo de Cristián Cardo, venció por 72-73 a Argentino de Junín en su visita al "Fortín de las Morochas", por la Liga Nacional. El goleador fue Al Thornton con 20 puntos.

El partido inició intenso, a pesar de la escacez de puntos. En los primeros 5´, se vio una gran paridad y algunas semejanzas en el juego; ambos buscaron el tiro exterior, lo que les dió algo de efectividad con Al Thornton a los dirigidos por Capelli. Sin embargo, cuando comenzaron los fallos (con un parcial de 9-9), intentaron concretar en el poste bajo.

En los 3 minutos siguientes, el conjunto juninense rompió la defensa de el "milrayitas", luego de que éste se vuelva desprolijo, por lo volvió a depender de Al Thornton (14 puntos en el primer cuarto). En esa instancia, los locales consiguieron un parcial de 5-0 (14-9) por los malos retrocesos y varios tiros apresurados, tras apostar a la carga luego del rebote ofensivo.

En los 2´ finales, con un Capelli furioso, las cosas no cambiaron y Argentino consiguió una diferencia máxima de 13 (con un parcial de 11-4), tras dos fallos en libre de Monacchi. La ofensiva visitante brilló por su ausencia y al conjunto marplatense le faltó intensidad cuando no tenía la pelota, por lo que el marcador del primer cuarto fue 25-13.

En el inicio del segundo cuarto, se vieron jugadores que no parecían conocerse y Peñarol estuvo igual de impreciso que en el primer cuarto. En los 5´ iniciales no sucedió demasiado y el parcial fue de  6 a 5 en favor de Argentino (31-18).

En los 3´ posteriores, los juninenses siguieron con su estrategia; impedir que Peñarol corra y no buscar el rebote ofensivo, lo que les dejó dominar absolutamente el partido. Asimismo, la defensa marplatense nunca respondió, pero sí Al Thornton que, cuando parecía que el equipo turco estiraba la diferencia a partir del poste bajo, le dio unrespiro con un parcial de 5 a 4 en favor de los de Capelli (35-23).

A su vez, se vivió un momento insólito cuando el arbitro Zalazar, luego de haber cobrado libre para Peñarol y tras que el mismo sea tirado, volvió para atrás lo que ya se había sancionado y le anuló el punto a la visita.

Por encima de que el "tricolor" no concretaba su juego (que se basó en tiros lejanos y forzados), en los últimos 2´ se le sumó la calentura contra el manejo del partido y (con un parcial de 10 a 7 para Argentino) se fue al entretiempo con el marcador en 41-25, la mayor diferencia en todo el encuentro, que no fue de más debido a los 17 puntos convertidos por Al Thornton.

Sobre el tercer cuarto, en los primeros 3´, Peñarol despertó y  achicó la diferencia que tenía el equipo turco (con un parcial de 7 a 0), gracias a que pudo salir de los errores no forzados, a la vez que logró una rápida recuperación en defensa y efectividad en ofensiva, algo que no había aparecido en todo el partido.

Todo ello que había resurgido, lentamente se desvaneció ante los fallos arbitrales. Con todo en contra, en los 3´ siguientes (con un parcial de 7 a 4 en favor de los locales), le costó ser efectivo y no pudo defender los ataques al poste bajo (49-36).

En los últimos 4´, el partido fue parejo, plagado de faltas, pero sobre el final, a pesar de la expulsión a Defelippo y lo que pudo ser un gran bajón anímico, de la mano de Monacchi y su tiro exterior, logró que (con un parcial de 13 a 10 para el "milrayitas") el conjunto marplatense comience el último cuarto a 10 de distancia (59-49).

Tras la primera mitad del cuarto final, sucedió lo mismo que en el anterior, los dirigidos por Capelli despertaron rápidamente y a través de apostar al poste bajo (con un parcial de 12 a 3), sumado a una tardía defensa del local, se pusieron a sólo un punto de distancia (62-61).

En los siguientes dos minutos, la Peña supo pasar al frente en el marcador por primera vez en el cotejo (62-63), después de la gran ventaja que consiguió en el palo por palo y sorprendentemente sin el goleador Al Thornton y Sansimoni en ese tramo, siempre apostando al poste bajo.

En los 3´ finales, sumamente parejos, (con un parcial de 12 a 10 para el conjunto marplatense) cuando Peñarol se encontraba sobre las cuerdas y parecía que todo estaba perdido, con el marcador en 72-70, Cardo agarró el rebote y arriesgó al triple en el último segundo, lo que le dio el impresionante triunfo a los marplatenses (72-73).

Comentarios