El resurgir de Unión: estando último, tumbó al puntero de visitante

Luego del peligroso inicio con nueve derrotas al hilo, logró su primera victoria el jueves pasado y este lunes se desquitó al vencer por 81-65 a Lanús en el Antonio Rotilli.

Por Redacción

lunes 4 de diciembre, 2023

Unión perdió los primeros nueve partidos de la temporada, pero se sacó un peso de la mochila cuando el jueves pasado consiguió su primera victoria ante Rocamora y este lunes, rompió todo tipo de estadística al florearse por 81-65 frente al puntero de la Conferencia Sur, Lanús, en el inicio de la gira.

Increíble triunfo con parciales de 19-14, 23-12, 21-19 y 18-20. Tomás Quinteros con 20, Juani Bellozas con 16 y Felipe Barrionuevo con 16 fueron los máximos anotadores del equipo "Albiceleste", que el miércoles se medirá ante Racing de Avellaneda y el viernes frente a Pilar.

Lanús salió dormido, mientras que en ese juego sucio y opaco, Bellozas sacó a relucir su poderío en la pintura para tomar una leve ventaja por 8 a 2 en los 5´ iniciales. Los de Ezequiel Medina triangulaban con Quinteros y Herrero, hasta que el goleador del "Granate", Ríos, le puso un freno a la lucidez marplatense penetrando el aro (10-8).

Y aunque el ingreso de Carneglia, que reforzó la defensa, lo llevó a tomar una distancia de ocho puntos (16-8), sin Bellozas se secó y la distancia volvió a ser de dos (16-14). Y en la última del primer cuarto, tras errar todos sus intentos desde 6,75, Quinteros convirtió la primera bomba de la noche para ir a los segundos 10´ con una diferencia de cinco (19-14).

Para la segunda etapa, la visita tuvo el ingreso de Barrionuevo, que se acopló al alto rendimiento del equipo. Lanús, a pesar de la rotación, nunca corrigió la defensa permeable que presentó y en este nuevo comienzo, el juvenil de 17 años no tuvo problemas para ser quien genere el juego para el interno puntaltense. Y de ese modo, en 3´ logró estirar la máxima a 10 (27-17).

Por momentos el local simulaba generarle inconvenientes mediante la presión y obligó a repetidas pérdidas del "Celeste", que logró zafar, correr la cancha y hasta destrabarse, en el final, con dos bombazos de Barrionuevo y Herrero. El cuadro del Sur se mostró inconexo, apagado y sin ideas, ante un Unión fresco, luchador y con hambre que llegó hasta estar 18 puntos por encima. Se fueron al descanso largo por 42-26.

El equipo de El Quincho lo llevó como quiso en el tercer segmento. No le pesó para nada enfrentarse al puntero y siguió estirando su liderazgo en el marcador. El conjunto de Sebastián Saborido tuvo a Alorda y Capponi como los más incisivos en el poste bajo, pero siguió igual de aturdido. Nunca rompió el bloqueo defensivo de los marplatenses, que recuperaban, combinaban y con un Barrionuevo en su faceta más goleadora, alcanzaron una nueva máxima de 23, pese a que ingresaron a los 10´ finales 63-45.

Era imposible que se le escape este partido a Unión, que trabajó y luchó hasta el final, con la memoria de las remontadas inexplicables que había sufrido en cotejos anteriores. Lo cerró bien, haciendo uso de las falencias de su rival y con un gran compromiso de todo el equipo. Su primer festejo de visitante y su segunda victoria -consecutiva- en la Liga Argentina fue por 81 a 65.

Comentarios