Babasónicos repasó en vivo sus “clásicos reciclados”

La banda se presentó a sala llena en el Teatro Radio City con el tour en el que festejan sus 25 años de carrera.  

Por Redacción

lunes 17 de octubre, 2016

25 años de carrera no es poca cosa, y sobre todo de permanencia. Babasónicos pudo lograrlo, y es por eso que se dan el gusto de reversionar sus propias canciones y repasarlas en vivo con este tour de presentación de “Impuesto de fe (Desde adentro)” que pasó por Mar del Plata, con un recital, a sala llena, en el teatro Radio City.

El comienzo del show fue como aquellas obras teatrales con elenco multiestelar en las que, en la primera escena, a medida que ingresan los actores, el público aplaude. Cada músico fue apareciendo, y acomodándose en su puesto, con ovación mediante.

La particularidad de este concierto son los arreglos que trabajan con cada tema, básicamente acústicos, con sus habituales sonidos y base electrónica, sumados a percusión y efectos en vivo. Todo ello le da otra vida a cada canción, y era reconocida por el público, en su mayoría, cuando Dargelos empezaba a cantarla.

Fue así como sonaron temas de diferentes épocas del grupo como “El colmo”, “Irresponsables”, “Yegua”, “Puesto”, “Putita”, “Cómo era las cosas”, “Sin mi diablo”, “Rubí”, “Natural”, “Muñeco/Deléctrico”, “Los Calientes” y “Camarín”, entre otros, además de los nuevos “Vampi” y “El maestro”.

Dargelos no sólo recorrió todo el escenario con sus particulares poses y actitud de rock star, sino que tuvo su “momento David Copperfield” cuando en el medio del tema “Camarín”, apareció un gong dorado gigante a un costado del escenario, las luces apuntaron allí, y el público quedó casi hipnotizado con los sonidos. Al retomar la canción, y luego de la distracción, reapareció entonando “tan freak, tan freak y tan popular”,  sorpresivamente en el sector pullman, y recorrió toda la primera fila.

“Estuve en esta sala en 1977, pero no les voy a contar que ví”, comentó el cantante, dejando un enigmático, ya que por ese entonces tenía 8 años, así que probablemente haya asistido a algún espectáculo infantil.

Durante casi dos horas de pocas palabras, sin pantallas, pero con una puesta de luces y sobre todo, música que llenó el lugar, el grupo que completan Carca, Diego Rodríguez, Diego Tuñon, Mariano Roger, Diego Castellano, Tuta Torres y Gabriel Manelli, demuestra en escena el camino que ha recorrido desde aquellos inicios en los que eran los favoritos de Gustavo Cerati de la llamada nueva camada del rock argentino, a principios de los 90.

 


 

Comentarios