“Tuve una temporada increíble en Mar del Plata”

Favio Posca se despide de la temporada este martes a las 22 en el Teatro Roxy, en donde estuvo presentando su “Fucking fucking yeah yeah!”.

Por Redacción

martes 14 de marzo, 2017

“Fucking fucking yeah yeah!” es el último espectáculo de Favio Posca que, se presentó con una importante convocatoria de público durante la temporada en el Teatro Roxy, y este martes a las 22, realizará su función de despedida.

“FFYY”, como él mismo lo abrevia, es su noveno espectáculo en el que además del humor, invita al espectador a pensar acerca del comportamiento humano, de quién es uno, de quién es el otro, dónde estamos parados, nuestros prejuicios o limitaciones, el amor, la soledad, el desencuentro, la locura, las adicciones, el encierro, el aire libre o el sexo.

Con dirección de Favio Posca y Luisa Cayetana, “Fucking Fucking Yeah Yeah” tiene música del propio Posca, producción musical de Martín Bossa, y está acompañado en guitarras y coros por Rocco Posca, en guitarras y bajo por Tomás Carnelli y batería por Luciano Lucke. Las imágenes fueron diseñadas por Leo Santos, el  vestuario capa es “by Bandolerio”, el traje es de “Bolivia”, las fotos de Guido Adler y la puesta de sonido de Rolo Biondo VJ Gustavo Verón.

-¿Cómo fue el armado de este show?

El proyecto es en conjunción con lo que quiero decir. Cada personaje tiene sus textos sus canciones. Por ahí hay personajes que no tienen texto, pero si canciones. Es como que se va a armando en función de lo que yo pienso, del ritmo y lo que quiero decir como artista arriba del escenario.

-En este “FFYY” se puede ver una parte emotiva de los personajes ¿Fue pensado para generar emotividad?

Todo lo que se ve en mis espectáculos no es casual. Soy bastante “obse” con respecto a lo que quiero decir y adónde quiero ir. En cada show siempre hay puertas que voy abriendo. Y nunca había abierto la puerta de la emoción, de la emotividad y de jugarme a esto que por ahí es lo que más me cuesta. Para las cosas más zarpadas y descarnadas me puedo meterme más cómodo. La cosa más emotiva es la que me cuesta. Pero bien, la gente la flashea y yo también. Hay momentos como emocionantes. Y está bueno abrir ese tipo de emociones.

-¿En los anteriores espectáculos se podía reflexionar sobre los personajes, y más allá de la risa, pensar de dónde viene cada uno, pero en este show lo has puesto más en evidencia, verdad?

Sí, totalmente. Está bueno que la gente también se encuentre con que estos personajes tienen cierta sensibilidad. Más allá de que siempre se vio, pero ahora es más explicito todo. Estoy haciendo shows menos herméticos. Siento que de lo que es mi esencia no voy a cambiar nunca, pero si puedo modificar cosas que por lo menos me hagan brillar a mi como artista y no cerrarme tanto. Eso lo he logrado con los años, con la cantidad de shows que tengo y con las ganas que me da de hacerlo. Porque si no tuviera ganas, no lo haría. Nunca fui un tipo de conceder nada. en realidad, esto es algo que salió de esta manera, porque tuve ganas de hacerlo.

-¿Luego de este show en Mar del Plata, seguís en Buenos Aires y se viene un nuevo espectáculo, o “FFYY” da para mucho más?

Tuve una temporada increíble en Mar del Plata, y la de este martes es una función especial para marplatenses y alguno que se haya quedado. Sigo después en el Paseo La Plaza de Buenos Aires. En un futuro se vendrá un nuevo show, pero este lo estrené en mayo de 2016, así que recién va a hacer un año, por lo que lo seguiré durante 2017. Tiene que ver con mis ganas. “Pain killer” duro 3 años. No tiene que ver con el éxito sino con mis ganas. En un momento me van apareciendo canciones nuevas e ideas, y necesito plasmarlo en otro show. Se renuevan las ganas para ir por otros caminos. Está bueno, porque te mantiene bien vivo.

 


 

 

 

 

 

 

 

 

 

Comentarios