Para Prefectura, el buque marplatense hundido “estaba en condiciones”

Lo afirmó el prefecto mayor Gustavo Campanini, quien brindó detalles de los trabajos de mantenimiento y reparación que se le aplicaron al Repunte, previo a su naufragio. Se intensifica la búsqueda de los 7 tripulantes desaparecidos. “A medida que pasa el tiempo, las probabilidades de encontrarlos con vida son menores pero vamos a dar todo nuestro esfuerzo”, garantizó.

Por Redacción

lunes 19 de junio, 2017

Después del trágico hundimiento del buque fresquero Repunte en aguas patagónicas que tuvo lugar este sábado, desde Prefectura Naval Argentina aseguraron que la embarcación cumplía con los requisitos de navegación exigidos y señalaron que aún son motivos de investigación las causales del naufragio.

“De ninguna manera creemos que el hundimiento haya estado relacionado a problemas en el barco porque estaba en condiciones para navegar”, ratificó a El Marplatense el prefecto mayor, Gustavo Campanini, quien recordó que en las costas marpaltenses ya había “navegado 7 marea” y que, al momento de producirse el incidente, realizaba su segundo paso por Rawson.

El referente de Prefectura Mar del Plata señaló de todos modos que el barco “había estado parado dos o tres años” pero que se le hicieron todas las reparaciones correspondientes, que luego fueron verificadas por la fuerza. “Tuvo varias inspecciones de personal de técnico de ingenieros navales que observaron el buque, y a partir de ahí se le otorgó la certificación para navegar en enero”, afirmó.

En este marco, Campanini dijo que aún son motivos de investigación las causales del naufragio y si bien reconoció las “severas” condiciones de navegación que debía afrontar el Repunte en aguas patagónicas, descartó que ese haya sido el motivo que desencadenó el hundimiento.

“Sabemos que las condiciones no eran las más óptimas, pero esa sola causa no puede ser porque el barco está construido y calculado para condiciones de navegación semejantes”, fundamentó.

Para esclarecer estas circunstancias, será trascendental las declaraciones que puedan prestar los dos tripulantes que fueron rescatados durante los operativos que se realizaron este fin de semana.

El prefecto mayor precisó que Julio Guaymas, de 39 años, ya fue dado de “alta” y se prevé que preste declaración en las próximas horas ante el Juzgado interviniente. En tanto, el otro marinero rescatado, Lucas Trillo, aún se encuentra en observación en Madryn por “algunos problemas médicos renales” pero confían en que su cuadro de salud evolucione en las próximas horas.

Campanini también aseguró que se intensifican el operativo de búsqueda con embaraciones y helicópteros para encontrar a los ocho tripulantes desaparecidos. “Nuestra preocupación hoy pasa por la búsqueda de las personas”, dijo, y sostuvo: “Los medios siguen afectados y se van a afectar más medios”.

“A medida que pasa el tiempo, las probabilidades de encontrarlos con vida son menores pero antes vamos a dar todo nuestro esfuerzo para localizarlos con vida”, remarcó el referente local de Prefectura Naval Argentina.

 

 

 


 

Comentarios