19° C
Clear
Clear

Se conoce la sentencia por los ataques neonazis en Mar del Plata

Se dará lectura este jueves en el Tribunal Oral Federal, ubicado en Avenida Luro al 2400. Hubo marcadas diferencias entre las partes a la hora de solicitar penas a los jueces. 

Por Redacción

jueves 3 de mayo, 2018

El Tribunal Oral Federal Nº 1 leerá este jueves la sentencia en el juicio que tiene en el banquillo de los acusados a ocho jóvenes de entre 19 y 30 años, quienes llegaron a juicio por integrar presuntamente una banda neonazi que protagonizó en Mar del Plata entre fines de 2015 y principios de 2016 una serie de ataques y amenazas contra personas de la comunidad trans, defensores de la igualdad de género y militantes políticos y sociales.

Los integrantes de esa agrupación, autodenominada “Bandera negra”, están imputados por 11 hechos de amenazas, daños y lesiones y por integrar, entre octubre de 2013 y febrero de 2016, una presunta organización “destinada a imponer sus ideas por la fuerza”.

El caso llegó a debate oral luego de que el tribunal federal rechazara en agosto último un acuerdo de juicio abreviado promovido por el fiscal federal Juan Manuel Pettigiani.

El tribunal estará integrado por los jueces Roberto Falcone, Mario Portela y Alfredo Ruiz Paz, quien reemplazará a Néstor Rubén Parra, que renunció recientemente, según se anunció en una resolución de Boletín Oficial publicada el pasado 14 de febrero.

Los ataques fueron denunciados de forma aislada desde 2013 en la justicia provincial, pero a principios de 2016 se dispuso la creación de un equipo especial para abordarlos. Los imputados son Alan Emmanuel Olea (19), Gonzalo Salomón Paniagua (26), Nicolás Caputo (30), Marcos Daniel Caputo (19), Giordano Spagnolo (23), Giuliano Spagnolo (21), Oleksandr Lechenko (23) y Franco Martín Pozas (28).

DIFERENCIAS EN LA SOLICITUD DE PENAS

La fiscalía, a cargo de Juan Manuel Pettigiani, pidió penas excarcelables de hasta 3 años de prisión y exigió también que se absuelva a los jóvenes de la imputación que recae sobre ellos por haber formado una presunta “asociación ilícita” que aliente la persecución o el odio contra grupos de personas.

La pena más alta, de 3 años de prisión, se solicitó contra Nicolás Caputo, al considerarlo autor penalmente responsable de los delitos de amenazas, lesiones leves y lesiones graves, mientras que se exigió la absolución de Giordano Spagnolo y Giuliano Spagnolo al sostener que “ningún delito” fue cometido por ellos.

A su vez, Pettigiani pidió que Gonzalo Paniagua se condenado a 2 años y 6 meses de prisión, por encontrarlo culpable de los delitos de “lesiones leves, lesiones graves y amenazas”. Para Oleksandr Lechenko, en tanto, se exigió una pena que llega al año y los seis meses de cárcel, por los delitos de “amenazas y lesiones leves agravadas”.

Con respecto a Marcos Caputo, quien está acusado de los delitos de “lesiones leves y graves”, el Ministerio Público Fiscal requirió que sea sometido a un “tratamiento tutelar” por el término de un año que consista en cursar, como oyente, las asignaturas de Derecho Constitucional y Derechos Humanos y Garantías Constitucionales en la Facultad de Derecho de la UNDMP, al recordar que el joven era menor de edad al momento de cometer los ataques.

Asimismo, el fiscal federal desestimó el planteo en el que insistieron las querellas a lo largo del juicio, vinculado a la existencia de una asociación ilícita que aliente la persecución o el odio contra grupos de personas minoritarios que profesan el derecho a la igualdad, con la finalidad de colonizar e imponer sus ideas nazi, por lo que pidió que todos imputados sean absueltos de esta última acusación.

Por su parte, los querellantes del juicio solicitaron  que sean condenados a penas de hasta 15 años de prisión efectiva. En sus alegatos, el abogado de la Delegación de Asociaciones Israelitas Argentinas (DAIA), Alejandro Broitman, y el abogado particular de unas de las víctimas, César Sivo, consideraron que quedó demostrada la existencia de una asociación ilícita.

En tanto, la defensa de los acusados solicitó la absolución de quienes están siendo juzgados.

 

Comentarios