El Congreso define si aprueba el Presupuesto 2019

Parte del bloque de Pichetto y algunos provinciales darán su apoyo este miércoles para aprobar la ley. Los rupturistas se unirán a los K en el rechazo. El proyecto prevé un fuerte ajuste económico.

Por Redacción

miércoles 14 de noviembre, 2018

En un clima de tensión y con el bloque del peronismo bajo amenaza de fractura, Cambiemos confía en convertir este miércoles en ley el Presupuesto 2019 con apoyo de una parte del PJ y de algunos provinciales.

El Gobierno necesita la ley como parte de su acuerdo con el Fondo Monetario Internacional y de cara a la cumbre del G20 a fin de mes en Buenos Aires, donde la Argentina estará bajo la lupa de los poderosos del mundo.

A pesar de la revuelta en el bloque que conduce Miguel Pichetto, del cual deben salir votos clave, Cambiemos confía en tener el número. A los 25 senadores propios sumaría al menos una decena de la conflictuada bancada del pejota, y a varios bloques provinciales, entre ellos los aliados Carlos Reutemann y Juan Carlos Romero.

Para asegurar la mayoría se necesitan 37 votos (si asisten todos los senadores) y en el oficialismo decían haberse asegurado anoche un piso de 40. Aunque trabajaban para conseguir más.

Con pronóstico de probable apoyo aparecían también anoche los tres santiagueños que responden al gobernador Gerardo Zamora, y los dos senadores del PJ fueguino

Hay votos que se van a resolver este miércoles antes que empiece la sesión, si el Gobierno les cumple los acuerdos”, confió un senador tras salir anoche de la reunión de bancada en las oficinas de Pichetto. Allí, contra las versiones de fractura y fuga de una decena de senadores, la reunión terminó siendo “casi terapéutica” -definió uno de los presentes-. Tras el abandono confirmado de los tucumanos José Alperovich y Beatriz Mirkin, para aliarse a la bancada que lidera Cristina Kirchner, todo otro movimiento apareció postergado hasta que se resuelva un tema central del poder: juntar número para quedarse con los dos lugares por la mayoría en el Consejo de la Magistratura.

Los problemas con este Presupuesto de ajuste, que para alcanzar el “déficit cero” (primario) recorta severamente los fondos para obra pública y destina -según estudios- 30 de cada 100 pesos que se gastan, a pagar intereses de la deuda (hay presupuestados $750 mil millones para servicios de la deuda), alcanzaron también en estas horas finales a Cambiemos.

El proyecto fue aprobado en Diputados el 25 de octubre pasado. El Senado no le hará cambios, para que sea ley. La sesión fue convocada para las 14 por la vicepresidenta Gabriela Michetti, con carácter de “especial”, con lo cual ningún asunto fuera del temario puede ser tratado, una jugada de manual, para que el sector crítico dentro del PJ -cuyo rostro visible es el formoseño José Mayans- no pueda poner a debate su intención de derogar el DNU presidencial que eliminó el Fondo Sojero, según detalló Clarín.

 

Comentarios