Nancy Anka: "Este premio es un reconocimiento a años de persistencia"

La actriz fue galardonada esta temporada con el Estrella de Mar por su personaje en la comedia "Chorros". "Me encanta que la gente se sorprenda al verme porque es como decirles: "Ya no soy la nena de ¡Grande, pa!", dijo a 25 años de aquel éxito que marcó su carrera.

Por Redacción

martes 19 de febrero, 2019

Nancy Anka fue galardonada este lunes con el premio Estrella de Mar a la mejor actriz protagónica de comedia por su desempeño en "Chorros" y la tradicional distinción que se otorga cada temporada en Mar del Plata se convirtió en la primera de sus 36 años de carrera.

"Estoy muy emocionada y muy contenta porque es la primera vez que gano un premio como actriz. He estado nominada y he recibido premios como cantante en los 90´, pero como actriz es la primera vez. Desde la nominación sentí que -más que un premio por la labor de mi personaje en Chorros- es un reconocimiento a todos los años de persistencia, de resistencia, de insistencia y de la convicción en la profesión", sostuvo.

Aunque pasaron 25 años del rotundo éxito televisivo "¡Grande, pa!", a Anka todavía le cuesta despegarse del personaje que encarnaba en la recordada tira. "Hasta el momento fue experimentar otros espacios y vivir otras experiencias dentro de la profesión. Tal vez no tan mediáticas, pero de mucha lucha en el teatro independiente, de hacer giras, música independiente también. Me hice un camino de más esfuerzo y de más esencia, de no bajar los brazos ante circunstancias difíciles. Todo ese trabajo es este premio", describió respecto de estos años.

"Lo que sucedió con ¡Grande, pa! fue fuerte y avasallante. No tanto por la repercusión sino por todo lo que pasaba alrededor. También fue una decisión tomar distancia de eso, emprender un nuevo camino y encararlo de una forma diferente. Hoy estoy sostenida en mis propios pies desde un lugar totalmente distinto y estoy más fortalecida para afrontar cualquier tipo de circunstancia", sostuvo la actriz.

Luego de aquella comedia dramática que alcanzó 62 puntos de rating en la televisión abierta entre 1991 y 1994, el público supo poco y nada de Anka y de sus dos hermanas en aquella ficción. "La gente se sorprendió al verme sobre el escenario, incluso productores y colegas. Y no me sorprende que se sorprendan. Al contrario, me encanta que se sorprendan porque es como decirles: "Ya no soy la nena de ¡Grande, pa!". Y gracias a esto pude manifestarlo, que no soy tan solo eso", dijo.

"El personaje de Jose me dio mucho, pero también me quitó. Fue difícil para los mismos productores encausarme en otros personajes porque ese fue tan fuerte, que hasta el día de hoy tiene un recuerdo muy vívido, muy presente. Creo que recién ahora, con esto que estoy haciendo, puedo empezar a cambiar la mirada del otro porque también cambia la mía. Recién con este trabajo puedo mostrar algo diferente y correrme del lugar de donde me tenían", expresó la actriz.

Anka aseguró que dudó antes de aceptar el personaje que la llevó a ganar la Estrella de Mar. "Cuando tuve que encararlo, dudé de mi capacidad de hacerlo. Mi hija, que me dio un gran aliento, me dijo: "Mamá, vos lo hiciste millones de veces". Entonces tuve que buscar a la comediante adentro mío y tuve que empezar a conectarme con mi propio humor", ahondó.

"Por eso, siento que Chorros también cumplió una función terapéutica en mi vida personal. Me di cuenta que mi sentido del humor estaba, pero estaba dormido. Por eso siento que la gente viene y se sorprende porque, de alguna manera, yo también me sorprendí conmigo misma", agregó respecto a la obra que protagoniza de martes a domingo a las 21 en el Teatro América.

Anka solo había hecho temporada en Mar del Plata "una sola vez, con un infantil, en el 2002". "Creo que esta temporada es un nuevo punto de partida y que va a generar cosas diferentes. No soy estratega de mi profesión, me dejo sorprender. Esta propuesta de venir a Mar del Plata me sorprendió y creo que es por ahí", concluyó.

Comentarios