La UNMdP denunció la apropiación ilegal de los delfines hallados en la costa marplatense

Ante el registro del varamiento de dos delfines en la costa de Mar del Plata días atrás, surge la aclaración sobre cuál es la forma de proceder en estos casos, dado que estas especies están protegidas por ley y forman parte del patrimonio natural de los estados provincial y municipal.

Por Redacción

martes 3 de diciembre, 2019

Días pasados se registró en la costa de Mar del Plata el varamiento de dos delfines, el primero de ellos en la Playa Cardiel y el segundo en la zona de Playa Serena. Con respecto a ello, se hace necesario aclarar cuál es la forma de proceder en el caso que aparezcan Mamíferos Marinos en la costa, cuyas especies están protegidas por ley y forman parte del patrimonio natural de los estados provincial y municipal.

Como consecuencia de lo ocurrido con los delfines recientemente
hallados, la Universidad Nacional de Mar del Plata y el Museo Municipal Lorenzo Scaglia han realizado la correspondiente denuncia al Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible para evitar que estas situaciones se repitan y que se siga perdiendo valioso material de estudio y divulgación de nuestro patrimonio natural.

Ante la presencia de Mamíferos Marinos (delfines, ballenas, lobos marinos) debe inmediatamente informarse a la Red de Rescate de Fauna Marina Organismo Provincial para el Desarrollo Sostenible (OPDS,08002221362) ó a Prefectura Naval Argentina (106) para preservar el ejemplar, y luego las instituciones locales pertenecientes a dicha Red tomen intervención. En el caso que el ejemplar se encuentre vivo, que los Centros de Rescate con experiencia en el tratamiento de ejemplares varados puedan actuar en el lugar y, en el caso que los ejemplares se encuentren muertos, se disponga del animal para su estudio.

En este último caso, las autoridades del OPDS convocan a diferentes instituciones de investigación establecidas en la Provincia de Buenos Aires para que se haga la correspondiente necropsia y se tomen una serie de muestras de órganos y tejidos.

En tal sentido hay un protocolo de trabajo consensuado para que la institución a cargo tome réplica de muestras para derivar a las cerca de diez unidades de investigación que se ocupan de diferentes estudios (estudios de dieta, genética, toxicología, anatomía, interacciones con pesquerías).

El compromiso de estas instituciones es poner a disposición del resto un grupo de muestras conservadas acorde a los estudios que vayan a realizarse. Es imprescindible la rapidez de acción, ya que en muchos casos las muestras no pueden ser utilizadas si avanza la descomposición del cadáver. Una vez terminados estos procedimientos se informa al OPDS, quien lleva el control de las instituciones que intervinieron y la distribución de las muestras para estudio, como así también el resultado de tales estudios.

En el caso particular de ejemplares en los cuales haya presunción de una captura en redes de pesca, es necesario informar a las autoridades pesqueras. El Consejo Federal Pesquero ha establecido el Plan de Acción Nacional para reducir la interacción de mamíferos marinos con pesquerías en la República Argentina, el cual anualmente evalúa los reportes de las diferentes instituciones intervinientes en todo el país.

En el caso del delfín de Playa Cardiel, el Grupo de Investigación de Mamíferos Marinos de la Universidad Nacional de Mar del Plata junto con el Museo Municipal Lorenzo Scaglia informaron a la OPDS, al Cuerpo de Guarparques local y a la Prefectura Naval Argentina. Lamentablemente al llegar al lugar, el delfín había sido retirado por parte de la Fundación Fauna Argentina, según lo reportado por esta institución a medios locales. Aparentemente el mismo procedimiento de retirar el ejemplar sin dar aviso a las autoridades ocurrió con el segundo delfin encontrado días después en Playa Serena.

¿Qué hacer cuando aparecen mamíferos marinos en la costa?

Como ninguna de las instituciones de la Red de Rescate de Fauna Marina establecida por la OPDS fue informada, ni tuvo acceso a los ejemplares. Esta lamentable situación lleva a aclarar algunos aspectos fundamentales a tener en cuenta para futuras situaciones similares:

  1. Los Mamíferos Marinos muertos en la costa no son propiedad individual de quien los encuentra. Hace más de 40 años que sus especies se encuentran protegidas por ley, por lo que los mismos son parte del patrimonio natural de la Nación, las Provincias y los Municipios. De la misma manera que con los restos de importancia arqueológica o paleontológica, no deben ser coleccionadas por individuos para su beneficio personal. El Municipio de General Pueyrredón tiene una larga tradición en salvaguardia, preservación y conservación del patrimonio paleontológico, el cual es considerado de utilidad pública (Ordenanzas Municipales 9417; 22325; Decreto 758/17), por lo que el tratamiento de los restos de Mamíferos Marinos hallados en las costas debe considerarse de la misma forma.
  2. Es obligatorio reportar su presencia a las autoridades correspondientes. Existen procedimientos ya establecidos para la comunicación y no hay justificación para no reportar la presencia, menos aún para aquellas instituciones que conocen el procedimiento y deciden ignorarlo.
  3. Es necesario que especialistas examinen inicialmente a los ejemplares y decidan, en conjunto con el OPDS, el mejor destino del cuerpo. Cuando un ejemplar ha muerto, no existe ninguna justificación para retirar inmediatamente los cuerpos de la playa, a menos que autoridad competente entienda que es perjudicial para la salud de las personas presentes en la playa. Es necesario planificar junto con las autoridades provinciales y municipales las mejores acciones a seguir y si es necesario solicitar intervención a terceras instituciones.
  4. El manejo de la información debe ser objetivo y preciso. Hay que evitar por todos los medios la diseminación de información confusa o errónea. En muchos casos es necesario realizar estudios complementarios para determinar de qué tipo de ejemplar se trataba, o su potencial causa de muerte. Este ha sido el caso de los delfines recientemente hallados, ya que la Fundación Fauna Argentina informó erróneamente que se trataban de delfines oscuros (Lagenorhynchus obscurus), cuando en ambos casos se trató de delfines comunes (Delphinus delphis). Un simple análisis de las fotografías aparecidas en los medios locales permite corroborar el error.
  5. Los ejemplares hallados deben estar disponibles al acceso de instituciones y particulares con fines de investigación y educación. La presencia de Mamíferos Marinos muertos es ocasional y representan una oportunidad única para estudiar estos animales. En este caso particular se perdió todo este valioso material para realizar investigaciones. El delfín común es una especie de creciente presencia en la Provincia de Buenos Aires, y se desconocen aspectos básicos de su ecología (hábitos alimentarios, estructuras sociales, relación con poblaciones patagónicas, desarrollo y crecimiento, impactos de contaminantes, etc), por lo que contar con ejemplares para análisis hubiera resultado de gran importancia. Las instituciones gubernamentales o no gubernamentales que cuentan con colecciones de material óseo y tejidos de Mamíferos Marinos deben tener las mismas registradas y disponibles para actividades educativas y de investigación. Dadas las renovadas instalaciones del Museo Scaglia, este material hubiera sido de gran importancia para salas temáticas que se están planificando y cuyos beneficiarios directos hubieran sido los miles de estudiantes marplatenses que anualmente visitan sus instalaciones.

Comentarios