Serebrinsky: "El sector público debe acompañar al sector privado"

Gustavo “Tato” Serebrinsky, quien asumirá como subsecretario de Producción, en la gestión del intendente electo Guillermo Montenegro, manifestó que "tenemos que sentarnos para ver como y entre todos, de manera responsable, volvemos a poner a Mar del Plata en el lugar que debe tener".

Por Redacción

domingo 8 de diciembre, 2019

A muy pocos días para asumir como intendente del Partido de General Pueyrredon, Guillermo Montenegro, ya definió su gabinete para comenzar a trabajar a partir del próximo 10 de diciembre.

Entre los nombres confirmados, se encuentra el de Gustavo “Tato” Serebrinsky, quien asumirá como subsecretario de Producción, para trabajar de manera conjunta, con quien será Secretario de Producción, Fernando Muro.

"En las primeras conversaciones con Fernando Muro, hemos podido ponernos rápidamente de acuerdo en los distintos aspectos a trabajar, donde claramente el empleo está entre las cuestiones primarias y mas importantes", señaló Serebrinsky, en diálogo con El Marplatense.

"Lo primero que no debe ser un funcionario, es ser soberbio, hay que escuchar a los actores, mas allá de su tamaño, en cuanto al nivel de empresa o de comercio. Sería muy soberbio pensar que tenemos todas las respuestas, cuando aquellos que las viven cotidianamente se encuentras a veces con el escollo del propio estado municipal", afirmó.

"Tenemos que dejar de ser un escollo, lo que significa que no debe aparecer toda la burocracia municipal, como un estorbo en la posibilidad de crecimiento, desarrollo, productividad y la generación de trabajo", señaló Serebrinsky.

Ante la consulta sobre donde se comenzará a trabajar teniendo en cuenta los distintos sectores productivos a nivel local, el futuro subsecretario de producción, manifestó que "el gobierno asumirá y al día siguiente tendrá la temporada y la realidad es que esto siempre es muy importante para Mar del Plata. Mientras tanto hay que repensar el turismo, como tantas otras cosas en la ciudad, entendiendo que con 30 o 40 días no se puede sostener todo el año".

"El turismo tiene la ventaja de una tasa de retorno de inversión muy rápida. Para montar una industria pesada o metalmecánica, se tiene una tasa de retorno de 3 a 5 años donde existe una inversión y el turismo rápidamente muestra los frutos de una buena temporada, lo que no significa, que nos podamos dormir, porque Mar del Plata hace varios años que viene perdiendo oportunidades y competitividad", subrayó.

"La pesca es una herramienta muy importante, que si bien decrece en el mes de diciembre y enero, hay que estar preparados para el año que viene, para poder garantizar mayor trabajo en tierra para los pescadores marplatenses y la industria del pescado", destacó Serebrinsky.

"Considero que el sector público local, no estuvo a la altura del sector privado que realizó un esfuerzo para progresar, como por ejemplo en el cordón frutihortícola, donde desde el sector público, no hubo una devolución en servicios o en acompañamiento para abrir mercados, para exportar", remarcó.

"Hay que acompañar al sector privado. Tenemos que sentarnos para ver como entre todos y de manera responsable volvemos a poner a Mar del Plata en el lugar que debe tener, de acuerdo a las posibilidades y herramientas que tiene, que no son pocas, porque uno viajando, ve muy pocas ciudades en Argentina y en Latinoamérica, con todas las virtudes que tiene Mar del Plata", aseguró Serebrinsky.

Al ser consultado por las empresas que atraviesan una situación mas difícil en Mar del Plata, el designado futuro subsecretario de producción, señaló que "la industria ladrillera claramente está en crisis, las empresas que fabrican calefactores en esta ciudad, han tenido períodos realmente muy difíciles. La industria del pescado ha sido una de las que mas sufrió la crisis, pese a que hay récord de exportación de pescado y el comercio y el servicio, que generan casi el 70% del trabajo en Mar del Plata".

"Por otro lado es importante tener en cuenta, que hay oficios que van a desaparecer y esto hay que planificarlo. Hay cuestiones que en el mundo ya no se manejan a través de sucursales, o los peajes son automáticos. Habrá gente que va a quedar fuera del sistema, por lo que tenemos que ver, como prevemos esto para los próximos años y como lo diversificamos para transformarlo en nuevos oficios y oportunidades". concluyó Serebrinsky.

Comentarios