100 AÑOS

Pipi Piazzolla: "Mi abuelo hizo una música que perdurará por los siglos de los siglos"

Con la edición de un disco y una serie de conciertos para celebrar el centenario del nacimiento del creador de "Libertango", el baterista habló con El Marplatense sobre su legado y el apoyo que recibió de él para que se dedicase a la música.

Por Redacción

jueves 11 de marzo, 2021

Por Azul Paci

Universal, moderna, infinita y urbana son algunas de las palabras que salen de la boca del baterista Daniel "Pipi" Piazzolla cuando habla de la música de su abuelo Ástor y el legado que dejó quien fue probablemente el músico más grande del siglo XX en Argentina.

Pero cada término esta respaldado en una anécdota o un dato, que el músico parte del grupo de jazz Escalandrum compartió con El Marplatense antes del lanzamiento mundial del disco 100, en el que versiona diez temas, alguno de ellos grabados en los míticos estudios Abbey Road, en Londres.

— ¿Cómo surgió este disco con el que festejan los 100 años de tu abuelo?

— La idea se fue dando. Cuando fuimos en el 2017 a grabar a Abbey Road el disco Studio2, que es de música propia, habíamos sacado dos días de estudio y el primero ya habíamos grabado todo, entonces, nos sobrara el segundo. Ahí, le dije a los muchachos del grupo de grabar los temas de Piazzolla que aún no habíamos grabado, que eran: Primavera Porteña, Milonga en Re, Soledad y La Muralla de China. La otra mitad del disco la grabamos en agosto del año pasado.

— El primer acercamiento de Escalandrum a la obra de Astor fue aquel Piazzolla plays Piazzolla. Además de diferentes repertorios ¿qué otras variantes lo diferencian del nuevo?

Este es el cuarto trabajo haciendo Piazzolla. Teníamos muchas ganas de hacer un disco nuevo porque cuando grabamos el primero era la primera vez que tocábamos su música. Ahora, ya llevamos casi doce años haciéndolo así que queríamos hacer uno con los cambios que hicimos en los años, con una nueva mirada y se dio justo para el aniversario.

También hay un solo de bandoneón libre e inédito de mi abuelo y que lo acompañamos con free jazz. Tuvimos que acoplarnos. Cuando mi abuelo hacía la introducción a la Suite Troileana, unas veces duraba seis minutos, otras doce y algunas cuatro. Eso estaba ahí solito y nos animamos a hacer el experimento.

De Piazzolla a Piazzolla

La influencia de un hombre que revolucionó el tango al fusionarlo con otros ritmos y lo convirtió en música clásica no tiene límites, así como tampoco la de un abuelo que regaló su primera batería a un chico que sabía ser callado y obediente para que le permitiesen ir a los conciertos y lleva 20 años tocando en un sexteto que se llama Escalandrum, en homenaje a los tiburones que le gustaba pescar a su "Noni".

— ¿Cómo te influenció?

— Siempre me decía que escuche jazz porque la batería había sido inventada por el jazz, que estudie con los mejores maestros, que siempre haga músicas nuevas, que no se parezcan a nada, que busque la raíz de los estilos, que no imite demasiado y que sólo lo haga para aprender. Noto mucho eso ahora, sale un teclado nuevo en Estados Unidos y a los dos días acá están todos con eso.

— ¿Y como abuelo?

— Era muy divertido, muy copado, siempre me llevó a todos los conciertos que el tocó, incluso al emblemático del Teatro Colón, que yo tenía sólo once años. Con el tiempo, me llamó mucho la atención que me tuviera en cuenta. Tuvimos muchas charlas de café, le gustaba hacer bromas y siempre tenía mucho perfume puesto. Un tipo superior. Cada vez que lo veía era como ver a un gladiador.

— ¿Alguna vez te intimidó su figura?

Nunca me sentí intimidado. Me gustan los desafíos. No siento presión, siento mucha alegría. Soy como un jugador de fútbol que sale a jugar una final y sale con todo, que no piensa en si algo va a salir mal.

Cien años no es nada

— ¿Por qué sigue siendo importante?

Piazzolla hizo una música que va a perdurar por los siglos de los siglos. Escribió más de 2500 obras y conocemos solo el 10%. Es un faro, infinita, una música muy moderna. Su influencia en el jazz también es muy fuerte. Siempre tocaba en festivales y, además, a los jazzeros les gusta el tipo que hace la música de su lugar.

— ¿Existe un estilo Piazzolla?

— Existe el estilo Piazzolla, pero, lamentablemente, para algunos es imitar y no entienden es que es un estilo. Tendría que haber miles de compositores tocan música tipo Piazzolla pero con sus propias composiciones. Eso estaría buenísimo.

— ¿Cómo definirías su música?

— Es una música de vanguardia que nos identifica como argentinos. Una música con profunda melancolía, muy urbana, de una calidad increíble y, por sobre todas las cosas, universal y hermosa. Es mi música favorita, la que elijo para escuchar todos los días.

Comentarios