Argentina se juega la última chance de clasificar a Octavos de Final

El conjunto dirigido por Jorge Sampaoli deberá vencer esta tarde a las 15 a Nigeria y esperar que no gane Islandia frente a Croacia. Si la albiceleste gana y los “Vikingos” empatan se definirá por diferencia de gol.

Por Redacción

martes 26 de junio, 2018

Argentina se enfrenta esta tarde a las 15 con Nigeria por la última fecha de grupos del Mundial Rusia 2018. Con la ilusión de conseguir la clasificación a Octavos de final, depende de una serie de resultados.

Hasta el momento, Croacia suma seis puntos en la zona que lidera al cabo de dos victorias, mientras que Nigeria lo sigue con tres, y cierran Islandia y Argentina con uno.

El primer resultado necesario para continuar la ilusión es que la albiceleste gane frente Nigeria, que cuenta con tres unidades y tan solo con empatar estará clasificando a los octavos de final, favorecida por la victoria ante Islandia por 2 a 0 en la segunda fecha del grupo D, luego de caer por el mismo marcador frente a Croacia en la jornada inaugural de esa zona.

Por otro lado, los capitaneados por Messi tendrán hoy que esperar que en el otro partido, en el que Croacia se presentará con cinco titulares menos, entre ellos el compañero de la “Pulga” en Barcelona, Ivan Rakitic, no se lleve la victoria Islandia, como ocurrió en condición de local ante el conjunto albirrojo en las eliminatorias europeas para Rusia.

Si Argentina gana e Islandia empata, hay una serie de métodos que definirán quien pasa junto a Croacia a los Octavos de Final.

El orden de Islandia y Argentina se debe a la diferencia de gol, que favorece a los “Vikingos” y que puede resultar decisiva en caso que tanto ellos como los argentinos resulten victoriosos en sus respectivos encuentros.

Los islandeses tienen un gol a favor y dos en contra, mientras que Argentina convirtió la misma cantidad pero los croatas le anotaron tres, por lo que de arranque los dirigidos por Jorge Sampaoli están en desventaja.

Pero hay otro factor a tener en cuenta que será clave si se llega a una definición con igualdad de puntos y de goles a favor y en contra. Se trata del “fair play” (juego limpio), que obrará como desempate en la última instancia de igualdad.

La FIFA decidió que en esos casos se le otorgue la clasificación al equipo que menos amonestaciones o expulsiones acumule en la competencia. Al cabo de estas dos jornadas, los argentinos sumaron tres tarjetas amarillas y los islandeses ninguna, por lo que si se mantiene esa diferencia las amonestaciones serán un gol en contra más para el seleccionado “albiceleste”.

 

Comentarios