7° C
Clear
Clear

La CGT rechaza al FMI y vaticina una conflictividad “infinita”

Lo apuntó el triunvirato de la central obrera, en una conferencia de prensa para manifestar su repudio al “ajuste” que busca imponer el organismo internacional, en la previa de la llegada de Christian Lagarde al país. “La palabra del Presidente está más devaluada que el peso argentino”, apuntaron.

Por Redaccion

jueves 19 de julio, 2018

El triunvirato de la Confederación General del Trabajo (CGT) ratificó este jueves al mediodía su rechazo al Fondo Monetario Internacional (FMI), ante el nuevo encuentro que tendrá en el país el presidente Mauricio Macri con Christian Lagarde, la titular del organismo, y advirtieron que se abrirá una nueva etapa de conflictividad “infinita”.

Juan Carlos Schmid, uno de los integrantes de la conducción de la central obrera, sostuvo en una primera instancia que las asistencias económicas de la entidad multilateral de crédito “nunca han dado resultados a escala planetaria”. “Se continúan con programas de ajuste estructural que en lugar de recuperar la economía sólo la sumergen cada vez más”, afirmó.

“Seguramente hay algunos sectores dominantes de la Argentina que encuentran algún respaldo en las palabras del Presidente, pero si el fondo viene a buscar el consenso social que pidió Lagarde tiene que saber no va a contar con el aval de esta CGT”, sentenció, y agregó: “El país está parado y el conflicto será infinito”.

Después de la conferencia de prensa que brindó el presidente Mauricio Macri, quien garantizó una baja de 10 puntos en la inflación el próximo año, Schmid se mostró escéptico a las proyecciones del mandatario y apuntó: “La palabra del Presidente está más devaluada que el peso argentino”.

Desde la sede que tiene la CGT en la calle Azopardo, el referente gremial enumeró diferentes consecuencias del impacto que tendrá el “ajuste” que le pidió aplicar el FMI al país. “Se dice que hay en juego un ajuste de 300 mil millones de pesos, que es el equivalente a 34.700 millones de haberes jubilatorios tomados al mes de julio, o es el presupuesto de los próximos cinco años de las fuerzas armadas o podría ser también que ciencia y tecnología estén 8 años sin presupuesto o podría afectar las partidas de salud a lo largo de tres años”, graficó.

 

 

Comentarios