24° C
Partly Cloudy
Partly Cloudy

Rigel: las familias bloquearon accesos al Puerto en otra protesta

A 7 meses del naufragio, familiares de las víctimas llevaron adelante una fuerte protesta que visibiliza su malestar por la falta de avances en al causa y la falta de respuestas de las autoridades. “Sólo queremos darle sepultura a nuestros hijos”, insistieron.

Por Redaccion

miércoles 9 de enero, 2019

El grito de lucha se repite mes a mes: familiares de víctimas del Rigel, el buque marplatense que naufragó en aguas patagónicas en junio pasado, reconocieron sentir “vergüenza” por la dirigencia política y la Justicia ante la falta de respuestas y avances a los reclamos que mantienen desde el primer día en que se produjo la tragedia en el mar.

Al cumplirse siete meses del hundimiento, Miguel Osorio, padre de uno de los tripulantes, le aclaró a El Marplatense que el principal reclamo que se mantiene es para el descenso de los buzos hacia el casco de la embarcación para “recuperar los cuerpos de nuestros hijos”.

“Vamos siete meses de lucha y seguimos juntando firmas. No tuvimos una respuesta de la dirigencia política ni del juez ni nada pero no vamos a parar para lograr nuestro objetivo de darle sepultura a nuestros hijos. Es lo que más pedimos”, garantizó.

Las familias organizaron este miércoles por la mañana una marcha por el Puerto para visibilizar su reclamo, que incluyó bloqueos en algunas de las terminales con quema de gomas, tal como ocurrió en la protesta que llevaron adelante el mes pasado. Con ello, también buscan demostrar la profundización del malestar por la falta de respuesta de las autoridades.

En este sentido, Osorio, el papá del auxiliar de máquinas Cristian, manifestó sentir “vergüenza” por el “sistema político y la corrupción que hay en el Puerto”. “Los barcos siguen saliendo de la misma manera. Por cuatro pesos locos, la Prefectura se mete todo en el bolsillo y no le interesa la vida humana dejando salir embarcaciones que no están en condiciones”, apuntó.

El padre de una de las víctimas le pidió al juez de Rawson, Gustavo Lleral, que no “cierre la causa”, tal como hizo con el caso de Santiago Maldonado. “Dos familiares parten este jueves para Rawson para tener una entrevista con la secretaria del juez y pedirle eso. Hasta ahora no vimos ningún avance; queremos que el juez haga lo que tenga que hacer y no se deje llevar por la dirigencia política”, insistió.

Asimismo, Osorio también reclamó que se modifique la metodología de control en el Puerto para que no dependa más de la Prefectura Naval Argentina.  “El 90 por ciento de los barcos que hoy están no podrían navegar en realidad. No se puede seguir jugando con las vidas humanas. Y la verdad, en dos tres o meses, no quiero estar acompañando a otras familias que deban pasar por lo mismo que pasamos nosotros”, expresó, y volvió a cuestionar: “Estos siete meses de lucha lo bancamos con nuestro bolsillo, no tuvimos apoyo de nadie. Ni siquiera se acercaron para preguntarnos cómo estábamos”.

El buque Rigel zarpó el 5 de junio de 2018 del Puerto local rumbo al sur para abocarse a la pesca de langostinos y el último contacto que tuvo con las autoridades fue alrededor de las 23 del viernes 8 de junio. Iba a la búsqueda del langostino que por esa época abunda en las costas de Chubut y cuyo valor de venta es mayor al de cualquier otro marisco.

El sábado 9 de junio fue hallado un cuerpo en la zona donde se buscaba al pesquero y finalmente se confirmó que era el de Salvador Taliercio, capitán de la embarcación. Pero el pesquero tenía otros 8 tripulantes a bordo: el segundo patrón Rodrigo Sanita, el jefe de máquinas Néstor Rodríguez, el auxiliar de máquinas Cristian Osorio y los marineros Amadeo Jonatan, Nahuel Navarrete, Carlos Daniel Rodríguez, Pedro Mierez y Rodrigo Blanco.

Comentarios